Iglesia en España

«Vivimos un tiempo favorable por la debilidad», según el claretiano Luis Manuel Suárez

«Vivimos un tiempo favorable por la debilidad. Bendita debilidad». Así se ha expresado por la tarde el claretiano Luis Manuel Suárez durante las jornadas de pastoral juvenil y vocacional (PJV) de CONFER. Suárez participa en el equipo de PJV de CONFER.

Además, destacó que «los horizontes se engrandecen», no solo por la vulnerabilidad sino por otras realidades. «En segundo lugar, por el Sínodo de los Jóvenes. Y en tercer lugar, por la Iglesia en España, que está contando con todos», destacó.Luis Manuel Suárez CMF. Miembro del equipo de PJV de CONFER.

Suárez hizo un repaso a los hitos más importantes de los diez últimos años en la pastoral juvenil, hablando de la JMJ de 2011. «Ahí, sin ponerle nombre, muchos empezaron a descubrir algo de la sinodalidad», explicó.

Primer anuncio y acompañamiento

En estos últimos años, uno de los hitos más importantes es, a su juicio, el primer anuncio. «Lo podemos llamar anuncio base. Ya no se trata de hacer que los jóvenes maduren en la fe, sino de nacimiento de la fe. No es que sea la primera vez que les hablen de Jesucristo o del Evangelio, pero hay que conseguir que se sientan “religados” y construir luego, con la catequesis, el servicio y el compromiso», comentó.

Otra de las realidades que ha tomado protagonismo en los últimos años es la del acompañamiento y, sobre todo, «su dimensión personal». «Alude principalmente al diálogo de tú a tú , esa presencia personal para crecer en la fe», explicó.

Perspectivas de futuro

Suárez también apuntó a los caminos por los que pasan las perspectivas de futuro de la sinodalidad en la pastoral juvenil. Este año, en octubre, se trabajarán en Bilbao «los procesos formativos, que no son automáticos», del 30 de octubre al 1 de noviembre. El año que viene habrá una peregrinación europea por el Jubileo Compostelano. En 2022 será la JMJ de Lisboa. «Por cercanía, nos toca», afirmó Suárez. Y, en 2023, habrá un congreso que definirá la agenda para los siguietes años

Finalmente, una apelación: «No te preguntes qué puede hacer la sinodalidad por ti, sino qué puedes hacer tú por la sinodalidad».

 

 

 

Regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

REGISTRARME