Iglesia en España Internacional Nacional

Tuitdebate en el Día Mundial de los Refugiados

Tuitdebate en el Día Mundial de los Refugiados

La ayuda humanitaria y el periodismo se dan la mano en Twitter para reflexionar sobre el papel de los medios en la crisis de los refugiados 


– Variar enfoques y contar historias personales, alternativas ante riesgo de saturación por el volumen de noticias
– La información debe ser sostenida en el tiempo
– Hay un riesgo de reducir la información sobre los refugiados a trending  topic
– Es fundamental que los medios demos datos, pongamos caras y busquemos enfoques atractivos
– Desgraciadamente hay muertos de 1ª y muchos que no pasan de 5ª
– Es importante la presencia del periodista para filtrar y contextualizar
(Ver resumen del Tuitdebate en Storify)

Cruz Roja España y el movimiento de periodistas Conversaciones Con celebró hoy, Día mundial de los refugiados, un tuitdebate con la presencia de cinco periodistas que palpan a diario el drama: Javier Espinosa, corresponsal de El Mundo, Leticia Álvarez. periodista freelance, Miguel Ángel Rodríguez, de Cruz Roja Emergencias; la redacción de la Revista 5W y Miguel Ángel Jimeno, profesor universitario y autor del Blog La Buena Prensa.

Con el hashtag #ConRefugiados, la conversación convocó a decenas de profesionales, como  Naiara Galarraga, periodista de El País o Alberto Rojas, del diario El Mundo, en un debate acerca de la necesidad de hacer un buen periodismo -que contrarreste la inacción de los gobiernos-, la ventaja de la innovación tecnológica y la deslocalización, etc. Al debate se unieron también numerosas cuentas de Twitter de ONG’s que trabajan con refugiados.
Información con continuidad
A la cuestión de si la crisis que están contando los medios y las redes sirve para algo, la revista 5W consideró que “los cambios de la opinión publica solo pueden llegar con información sostenida en el tiempo” y advirtió de que “se está contando la crisis en Europa pero no donde hay más población refugiada, como África u Oriente Medio”.
Leticia Álvarez afirmó que “en Bruselas no está cambiando nada pero la cobertura sirve para que la sociedad sea consciente de lo que está ocurriendo en Europa”. “Sobre si tiene efectividad, me gustaría pensar que sí cuando veo a los cientos de voluntarios gastando su tiempo y dinero en ayudar”, añadió. Javier Espinosa, más lacónico, puso el dedo en la llaga: “desgraciadamente hay muertos de 1ª y muchos que no pasan de 5ª”.
Llegar al corazón de las instituciones
Es una evidencia que las noticias sobre los refugiados logran llegar al corazón del ciudadano pero no a las instituciones. Sobre esto, la periodista freelance consideró que “el mensaje sí llega pero otra cosa es que haya voluntad de reaccionar”, lo que apostilló tajante el corresponsal de El Mundo: “falta voluntad política”.
La pregunta sobre el riesgo de saturación ante el volumen de noticias y su permanencia en el tiempo, destacó la necesidad de variar enfoques, contar historias personales, y advirtió del riesgo de reducir la información sobre los refugiados a trending  topic. “Es fundamental que los medios demos datos, pongamos caras y busquemos enfoques atractivos”, consideró Naiara Galarraga.
“El reto es encontrar temas de largo recorrido, pero eso son investigaciones que necesitan horas e inversión. Por otra parte, la audiencia no digiere tanto despropósito pero eso no significa que tengamos que dejar de informar.”, añadió Leticia Álvarez. La revista 5W explicó que “el problema son los picos. Hoy todo, mañana nada. Necesitamos más constancia”.
Dar gráficos y contexto
Sobre el lenguaje empleado para hablar del problema de los refugiados, Miguel Ángel Jimeno reconoció el trabajo de viñetistas y dibujantes como despertadores de la conciencia: “Hay para empapelar muchos despachos de gobernantes”. Por su parte, Miguel Ángel Rodríguez consideró que no se ha hecho suficiente pedagogía sobre los términos que se han de emplear para hablar de esta crisis. “Hay que dar contexto”, aportó Espinosa: “se habla de mayor avalancha de refugiados después de la II Guerra Mundial y yo, en 1994, vi en Ruanda huir a dos millones de personas en semanas”.
Todos reconocieron que la respuesta de la sociedad está muy por encima de los mandatarios: “La sociedad española ha demostrado mucho más sentido común que sus políticos en esta crisis”, dijo Leticia Álvarez.
Una de las imágenes más icónicas del drama de los refugiados fue la foto de Aylan. Conversaciones Con planteó la cuestión del límite y hubo diversidad de opiniones sobre si pixelar o no. En ese momento del debate, el profesor de la Universidad de Navarra Francesc Puyol aportó una estadística que demostraba que la información sobre Aylan marcó un hito en la toma de conciencia de esta crisis.
El papel de las redes sociales

Por último, se planteó la importancia del activismo y de las redes sociales en la difusión y su relación con los medios. Miguel Ángel Rodríguez consideró que ambos, periodistas y activistas, son claves en la cobertura, más allá de los medios, mientras que Leticia Álvarez defendía el terreno de los medios “Los activistas son una fuente de información más, es importante la presencia del periodista para filtrar y contextualizar. Es esencial entre tanto ruido. Cualquiera puede lanzar un bulo en Internet”. Javier Espinosa fue aún más lejos al trazar una clara línea divisoria entre el papel de los corresponsales y el de la redes: “Twitter no es periodismo y las víctimas de guerras merecen más que 140 caracteres”.
GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email