Rincón Litúrgico

Semana del Cenáculo. Invocaciones al Espíritu Santo

Semana del Cenáculo. Invocaciones al Espíritu Santo

Don de Sabiduría: Por el don de Sabiduría se juzgan las cosas según Dios. Él nos fortalece nuestra caridad y nos prepara para una visión plena de Dios.

Naturalmente, nos gusta poseer y ser dueños, mas si en vez de desarrollar el instinto posesivo, nos convertimos en mediación del amor de Dios, conscientes de que lo que hacemos es por don suyo, entonces somos testigos del don de Sabiduría. Porque nos halaga la vanidad, el amor propio, y el afán protagonista en lo que hacemos, cuando sabemos desaparecer, entonces dejamos brillar al Espíritu Santo, y testimoniamos el don de Sabiduría.

Ven, Espíritu Santo,

ilumina mis ojos con tu Luz,

de forma que yo vea la realidad

según Dios la ve.

Semana del Cenáculo. Invocaciones al Espíritu Santo

Don de Ciencia: Consiste en tener presente y ver al Señor en todas sus criaturas e invitarlas, en un ejercicio sacerdotal, a que den gracias a su Criador. Por este don el Espíritu Santo nos revela interiormente el pensamiento de Dios sobre nosotros, pues “nadie conoce lo íntimo de Dios, sino el Espíritu de Dios” (1Co 2, 11).

A nada que nos vemos con capacidad, deseamos alcanzar metas pretenciosas con estrategias, y pretendemos obtener el mérito a nuestro esfuerzo. Si en vez de avanzar de manera vanidosa, dejamos que Dios actúe a través nuestro, dejaremos manifestarse al Espíritu Santo a través nuestro.

Ven, Espíritu Santo,

vence mi resistencia a aceptar el perdón

por anclarme en la mala memoria.

Hazme limpio y nuevo.

 

 

Print Friendly, PDF & Email

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.