San Nicolás de Avilés exhibe sus reliquias
Iglesia en España Nacional

San Nicolás de Avilés exhibe sus reliquias

San Nicolás de Avilés exhibe sus reliquias

La parroquia inauguró el miércoles 14 de febrero un nuevo relicario en el que muestra restos del santo que le da nombre, San Antonio de Padua y San Francisco de Asís

El pasado verano un grupo de jóvenes de la parroquia de San Nicolás de Bari peregrinó a Italia. Fueron hasta Padua y hasta la ciudad de Bari, y de allí se trajeron lo que se ha convertido en una de las reliquias más preciadas que se conservan ahora en el templo avilesino: un fragmento de hueso del propio San Nicolás. Le faltaba, no obstante, un lugar igual de especial para mostrarlo a los fieles, y lo tiene desde el 14 de febrero.

La parroquia inaugura este miércoles de ceniza un nuevo relicario en el que se exhibirá no solo el fragmento de hueso de San Nicolás sino también otras dos reliquias muy queridas y veneradas: un fragmento del cuerpo de San Francisco de Asís y otro fragmento del cuerpo de San Antonio de Padua. Se trata de tres santos muy vinculados a Avilés que, desde mañana, reposarán juntos.

Su lugar será el altar de la Virgen de Covadonga, en una reproducción realizada en el año 1960 de los sepulcros medievales que custodia el templo de San Francisco. Hasta ahora, las reliquias de San Antonio de Padua y San Francisco de Asís solo podían venerarse el día de todos los santos, pero a partir de ahora pasarán a exponerse de forma permanente, «mostrando a devotos, peregrinos y turistas una faceta más de las formas de religiosidad avilesina», señala el párroco de San Nicolás, Alfonso López. De este modo, San Nicolás sigue la estela de Santo Tomás de Cantorbery, que hace unos meses decidió también exponer de forma permanente el Lignum Crucis.

El hueso del santo llegó el verano pasado desde Bari gracias a unos jóvenes de la parroquia Los restos se expondrán en el altar de la Virgen de Covadonga de forma permanente

La inauguración y bendición tendrá lugar mañana a partir de las siete de la tarde en la parroquia. San Nicolás de Bari fue patrón de Avilés desde el siglo XII hasta que, alrededor de 1870, fue sustituido por San Agustín, y no es solo el santo que da nombre a la parroquia, sino uno de los más venerados en todo el continente europeo. Al sepulcro de este obispo del siglo IV se peregrina desde Rusia, Rumanía y Turquía.

Junto al fragmento de hueso que se ha conseguido traer hasta Avilés descansarán a partir de ahora restos de San Antonio de Padua, que también tiene una iglesia dedicada a él en la calle de la Ferrería, y de San Francisco de Asís, especial protector de todos los peregrinos a Santiago. Según la tradición de la orden franciscana, el propio San Francisco habría realizado a pie el camino a Santiago dejando fundados dos conventos en Asturias, uno en Avilés y otro en Oviedo antes de llegar a Compostela.

Los restos de San Francisco de Asís se conservan en un relicario en un relicario barroco propiedad de los antiguos frailes expulsados en 1838, y ahora compartirá destino con San Nicolás y San Antonio.

La voz de Avilés

Foto: Tres de los jóvenes que trajeron la reliquia de San Nicolás desde Bari, ayer en el altar de la Virgen de Covadonga de la parroquia. / MARIETA

RUTH ARIAS AVILÉS.
Martes, 13 febrero 2018

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
San Nicolás de Avilés exhibe sus reliquias, 10.0 out of 10 based on 1 rating
Print Friendly, PDF & Email