Papa Francisco

Saludos del Papa Francisco tras la audiencia general del miércoles

francisco-luz-del-mundo

Saludos del Papa Francisco tras la audiencia general del miércoles 15-10-2014: Santa Teresa de Jesús, San Juan Pablo II, Benedicto XVI y Sínodo de los Obispos sobre la familia

La intercesión de la Madre de Dios en los trabajos del Sínodo para la Familia, los santos Teresa de Jesús y Juan Pablo II, la Fundación Ratzinger- Benedicto XVI y su impulso para la paz y la dignidad humana, ante el Congreso organizado en la ciudad colombiana de Medellín, en los saludos del Papa Francisco en su audiencia general de este miércoles.

En el día de la memoria litúrgica de Santa Teresa de Jesús, proclamada por Pablo VI Doctora de la Iglesia, la primera mujer con este título, el Papa Francisco recordó también que el 16 de octubre es el aniversario de la elección pontificia de Juan Pablo II, en 1978. Lo hizo en sus cordiales saludos a los peregrinos polacos, destacando lo que aúna a estos dos santos:

«Hoy recordamos a Santa Teresa de Jesús, carmelita descalza y Doctora de la Iglesia. Y mañana se celebra el aniversario de la elección a la Sede de Pedro de San Juan Pablo II. Estos dos Santos están unidos por la consagración de sí mismos a Dios, por su dedicación a la Iglesia y por la vida mística. Aprendamos de ellos su radicalidad evangélica y su crecimiento en la comunión plena con Dios».

En su cordial bienvenida a los peregrinos de lengua italiana, el Papa Bergoglio se dirigió en particular a los participantes en el IV Congreso internacional de la Fundación Ratzinger-Benedicto XVI, que la arquidiócesis de Medellín, Colombia acoge del 23 al 24 de octubre, con el tema: «El respeto a la vida: un camino para la paz». Exhortándolos a «estudiar caminos que construyan la paz y promuevan la dignidad de la persona humana».

Sigamos invocando la intercesión de la Virgen María sobre el Sínodo para la Familia, pidió una vez más el Obispo de Roma, en particular a los jóvenes, a los enfermos y a los recién casados. Alentando a los queridos jóvenes a dar gracias siempre al Señor por el don de la familia. A los queridos enfermos, a unir la ofrenda de su sufrimiento a la intención de oración por la paz en las familias. Y a los queridos recién casados, que funden su hogar conyugal en la roca de la Palabra de Dios.

(CdM – RV)

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email