Revista Ecclesia » ¿Qué ocurrió en el encuentro de Oficinas Diocesanas de Abusos organizado por la Conferencia Episcopal?
¿Qué ocurrió en el encuentro de Oficinas Diocesanas de Abusos organizado por la Conferencia Episcopal?
Destacada Iglesia en España Última hora

¿Qué ocurrió en el encuentro de Oficinas Diocesanas de Abusos organizado por la Conferencia Episcopal?

¿Qué paso en la I Jornada para las Oficinas de Abusos que organizó la Conferencia Episcopal Española el 15 de septiembre? Ocurrió lo que se necesitaba, que las diócesis se encontraron para compartir, para escucharse y tener conocimiento real de las experiencias, servicios y propuestas.

Más de setenta personas, en representación de las diócesis o provincias eclesiásticas, participaron en este «espacio de encuentro» que acogió el salón San Isidoro del edificio Sedes Sapientiae, de la CEE. Los miembros de las Oficinas profundizaron en el trabajo de colaboración de la Iglesia en España para la prevención y el acompañamiento en los casos de abusos y restauración de las víctimas.

Estar al servicio

En su intervención, el secretario general de la CEE, Luis Argüello, destacó «el gran trabajo que han llevado a cabo las diócesis» y el ofrecimiento de la CEE «para estar al servicio de las Oficinas y servir de cauce en la interlocución con las administraciones, instituciones y fundaciones».

Además, explicó que pese a que en este foro se aborda el tema de los abusos como una problemática eclesiástica, «es ante todo una problemática social sobre la que no podemos mirar para otro lado».

Puntos clave

La Jornada se centró en la puesta en común de las respuestas de las diócesis a los formularios enviados por la CEE, donde estaban recogidas las peticiones y aportaciones de las Oficinas y que «se pusieron sobre la mesa» para establecer «un diálogo que enriquece y construye el compromiso de todos por la transparencia».

La apuesta por la formación, por la prevención y detección temprana, los modelos integrales de acompañamiento y la creación de entornos seguros fueron los «puntos clave» que subrayaron la necesidad de «entrar en un cambio cultural y de mirada» que requiere establecer protocolos, procedimientos y formas de trabajo que potencien la participación de equipos especializados que pongan a la persona en el centro.

Del silencio al despertar sonoro

Además de la puesta en común de las diócesis, la Jornada contó con la ponencia de Jesús Rodríguez Torrente, auditor del Tribunal de la Rota, que habló sobre la identidad de las Oficinas y de cómo en la Iglesia hemos pasado de «un silencio a un despertar sonoro». Así, explicó la evolución que se ha dado. «La tolerancia cero», explicó, pasa por «reconocer públicamente ante las víctimas la violación de su dignidad personal, la dificultad de perdonar y la vergüenza ante los hechos», que como dice el Papa Francisco, «son un pecado y un delito».

Al hilo de esto, el vicesecretario de Asuntos Generales de la CEE, Carlos López Segovia, explicó el protocolo jurídico-civil ante la recepción de las denuncias. «Hay que tener en cuenta el principio canónico de colaboración con las autoridades y recordar la obligación de denuncia, actuando siempre con un horizonte pastoral».

La jornada concluyó con la ponencia de Salomé Adroher, profesora de la Universidad Pontificia Comillas, que profundizó en el cuidado integral de los menores y personas vulnerables. En su intervención ahondó en la «re- evangelización» y la «justicia restaurativa», que busca la satisfacción en el contexto del proceso de justicia.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa