Revista Ecclesia » Novena en honor a Nuestra Señora de Covadonga
Iglesia en España Noticias Última hora

Novena en honor a Nuestra Señora de Covadonga

Durante estos días se celebra la segunda Novena a Nuestra Señora de Covadonga en plena pandemia. Tras la experiencia del pasado año y  las medidas sanitarias y de seguridad están a la orden del día en el Santuario, ampliando el espacio para los asistentes y habilitando nuevos espacios con monitores de televisión para poder seguir las celebraciones. El lema de este año es «No temas acoger a María», haciendo alusión al Año de San José instituido por el papa Francisco para este año 2021, con motivo del 150 aniversario de su declaración como Patrono de la Iglesia Universal. 

El Abad del Real Sitio de Covadonga, Adolfo Mariño, asegura que «la gente está viniendo, más tímidamente que otros años, pues se ve que tienen miedo todavía, con esta situación del coronavirus, pero están asistiendo bastantes parroquias». Tampoco este año habrá procesión con la imagen de la Virgen hasta la Santa Cueva, incluido elpropio día de Nuestra Señora de Covadonga, el próximo 8 de septiembre.

«A grandes rasgos, el día de Covadonga será como el año anterior», afirma Adolfo Mariño. «Tendremos a las 11:30 h la recepción de autoridades y a las 12 del mediodía, la celebración de la eucaristía, presidida por nuestro Arzobispo, al igual que durante el resto de la Novena. Y con ello finalizaremos. No habrá procesión, ni por tanto ningún encuentro posterior con autoridades. Es una pena que no pueda haber procesión, no tanto como un adorno exterior, sino como expresión externa de lo que cada uno lleva por dentro, pero si Dios quiere, el año que viene posiblemente todo sea distinto».

Las celebraciones diarias en el Santuario de Covadonga pueden seguirse en directo a través de su canal propio de YouTube, que ha permitido que aquellas personas a las que les es imposible acudir en persona, puedan compartir estas celebraciones religiosas, desde cualquier parte del mundo.

Son muy numerosos los visitantes extranjeros que suele recibir el Santuario, un flujo de peregrinos que se detuvo radicalmente con la llegada de la pandemia, pero que ha sido sustituido por visitantes españoles. Y este verano de manera más abundante que nunca. Adolfo Mariño explica que «llevo aquí cinco veranos, y puedo afirmar que hemos tenido el doble de visitantes que cualquiera de los veranos anteriores. Los trabajadores del Santuario, que tienen muchos más años de experiencia, dicen que probablemente este haya sido de los veranos que más gente haya acudido. Y en esta ocasión, españoles, y jóvenes, que es de lo que más nos ha llamado la atención: familias jóvenes con niños. Y la mayoría vienen con ofrendas, con promesas, con muchas ganas de acercarse a la Santina después de un duro año de confinamientos, situaciones difíciles y tantas cosas que ha generado la pandemia”, afirma, y concluye, aseverando que “también he visto un retorno de la gente al Señor. Gente que vivía alejada de Dios, pero que toda esta situación les ha hecho retornar a las fuentes de la fe, y querer ponerse en manos de la Virgen».



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa