Revista Ecclesia » María Lacalle: «El transhumanismo no puede mejorar a las personas»
María Lacalle: «El transhumanismo no puede mejorar a las personas»
Iglesia en España Última hora

María Lacalle: «El transhumanismo no puede mejorar a las personas»

Una de las mesas redondas del congreso internacional Transhumanismo: ¿homo sapiens o cyborg?, organizado en la Universidad Francisco de Vitoria (UFV), ha versado sobre la cuestión de la familia y la bioética.

Con las intervenciones de Laura Palazzani, catedrática de Filosofía del derecho en la LUMSA ROMA y su ponencia Genderless y cyborgs: hacia la disolución de las diferencias sexuales; del presidente de la Fundación Jèrôme Lejeune,  Jean Marie Le Mené, quien habló de las Cuestiones bioéticas en torno al transhumanismo; y con las claves de María Lacalle, directora del Instituto Razón Abierta de la UFV, quién explicó la disolución de la familia en una utopía post-humana; cerró una de las últimas mesas de este congreso.

Precisamente, la doctora Lacalle trató de desarticular uno de los principios que componen los preceptos transhumanistas. «Si la naturaleza es injusta, cambiemos la naturaleza». Bajo su criterio, este planteamiento es falaz y realmente lo que este movimiento trae consigo es «la disolución de la persona y la destrucción a la familia». Esto se da porque el transhumanismo no cree que haya una «esencia que prevalezca a la existencia».

Para ello, Lacalle propone esforzarnos en la «correcta comprensión de lo que somos y las relaciones familiares» y eso no parte por prepararnos para el futuro sino saber que ya están aconteciendo fenómenos que deben ser contestados desde la sociedad civil y la vida académica.

Estos fenómenos, como la creencia de «la autonomía de cada uno sobre el propio cuerpo, de la libertad morfológica de manipular el propio cuerpo, la reproducción asexuada, el objetivo de lograr úteros artificiales» y ese afán reivindicativo de los derechos sexuales y reproductivos, desvían el verdadero anhelo que todo hombre y mujer lleva consigo: «El ser humano necesita ser amado. El transhumanismo no puede mejorar a las personas. A través de la familia se aprende a amar».



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa