Revista Ecclesia » Manuel Martín Carrasco, vicepresidente de la Sociedad Española de Psiquiatría: «La soledad está estrechamente vinculada con la salud mental»
Destacada Iglesia en España Última hora

Manuel Martín Carrasco, vicepresidente de la Sociedad Española de Psiquiatría: «La soledad está estrechamente vinculada con la salud mental»

La relación directa entre la prevalencia de la soledad y los problemas de salud mental ha sido una de las cuestiones destacadas que se han abordado en el marco de las XXV Jornadas de Actualización en Psicogeriatría, organizadas por el Hospital Sagrat Cor de Hermanas Hospitalarias y que han reunido a más de 600 profesionales de todo el mundo.

«La soledad está estrechamente vinculada con la salud mental, es decir, las personas que experimentan con frecuencia sentimientos de soledad están más predispuestas a sufrir depresión, ansiedad y paranoia, mientras que la relación en el caso de la salud física está más atenuada», afirma el doctor Manuel Martín Carrasco, director médico de la Clínica Padre Menni de Pamplona y vicepresidente de la Sociedad Española de Psiquiatría. «El distanciamiento físico durante la pandemia ha provocado un aumento de personas en situación de aislamiento y que se han sentido solas». De hecho, según un estudio del Hospital Sagrat Cor, el Servicio de Urgencias del centro registró, después del confinamiento domiciliario, el tiple de casos de ansiedad y el doble de depresión que durante la primera mitad del estado de alarma.

La afectación de la soledad a la salud se atribuye a factores como, por ejemplo, el estilo de vida, la exposición y percepción del estrés, o la capacidad de descanso y recuperación. «Las personas que sienten soledad tienen peor estilo de vida, una mayor vulnerabilidad y percepción del estrés, que conlleva un daño al sistema inmunológico y cardiovascular, y una menor capacidad de descanso y recuperación», explica Martín Carrasco.

Según ha explicado el vicepresidente de la Sociedad Española de Psiquiatría, la soledad aumenta con la edad y la pandemia ha conllevado un incremento de este sentimiento en este segmento de la población. Sin embargo, durante la crisis sanitaria, la gente joven ha sido el colectivo que mayor soledad no deseada ha experimentado.

Además de las consecuencias del incremento de la prevalencia de la soledad desde que se inició la pandemia, hay que tener en cuenta que las circunstancias sociales actuales propician este sentimiento y que la situación empeorará con el paso de los años. «Los cambios en las estructuras y modelos familiares, menos extensos y más frágiles; el impacto de las nuevas tecnologías en las formas de relación y de ocio, o las nuevas formas de trabajo y de producción, que implican mayor movilidad, son un agravante de la vivencia de soledad, que se prevé que aumente significativamente los próximos años», ha señalado el especialista.

La soledad al final de la vida en el anciano

Durante las jornadas también se ha hecho referencia al aumento muy notable, durante la pandemia, de personas mayores que han muerto solas, tanto en residencias como en hospitales. El doctor Manuel Martín Carrasco ha explicado que los familiares estaban presentes en el momento de la muerte solo en el 13 % de los casos, en las residencias, y en el 24 %, en los hospitales.

En la misma línea, el doctor Joan Bertrán, coordinador del Servicio de Medicina Interna del Hospital San Rafael, ha indicado que, a pesar de la dureza de la propia enfermedad, la soledad, la incapacidad de tener cerca a la familia, ha sido la situación más temida para profesionales y pacientes que han sufrido la covid-19. En este sentido, el Dr. Bertrán ha afirmado que, si el acompañamiento fue la necesidad más evidente en las diferentes olas de la pandemia, la información fue la carencia más importante y ha concluido que «la calidad de la comunicación fue crucial».

El subdirector médico del Hospital Sagrat Cor de Hermanas Hospitalarias y promotor de las jornadas de Actualización en Psicogeriatría, el doctor Manuel Sánchez, se muestra muy satisfecho con la acogida que ha tenido esta vigesimoquinta edición, celebrada recientemente, la cual ha congregado el mayor número de participantes, pese a tener un formato virtual y ser más breve que las anteriores.

Sobre el Hospital Sagrat Cor de Hermanas Hospitalarias

El Hospital Sagrat Cor de Martorell es un centro asistencial que ofrece atención hospitalaria en salud mental y sociosanitaria, y que dispone de más de veinte equipamientos comunitarios repartidos por el territorio catalán.

El Centro está gestionado por la Congregación de las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús, una Institución de la Iglesia Católica, sin ánimo de lucro, que trabaja desde hace más de 135 años en la acogida, cuidado especializado, asistencia integral y reinserción social de personas con enfermedad mental, discapacidad intelectual y otras enfermedades, con preferencia por las personas más vulnerables, según las necesidades de cada tiempo y lugar.

En la actualidad, la acción hospitalaria está presente en 27 países, de 4 continentes, con más de 350 centros y dispositivos de atención sociosanitaria y cerca de 2 millones de beneficiarios en el último año. Este trabajo se realiza gracias a la entrega y dedicación de más de 1.000 hermanas, 11.000 profesionales y numerosos voluntarios. Concretamente, en España, Hermanas Hospitalarias está presente en 11 Comunidades Autónomas, con más de 5.400 camas y 100 dispositivos de asistencia comunitaria, más de 400 hermanas, alrededor de 6.000 colaboradores y más de 800 voluntarios.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa