Revista Ecclesia » Madrid: Monseñor Carlos Osoro inaugura el Foro Cristianismo y Sociedad
Iglesia en España

Madrid: Monseñor Carlos Osoro inaugura el Foro Cristianismo y Sociedad

Madrid: Monseñor Carlos Osoro inaugura el Foro Cristianismo y Sociedad

¿Qué dice la Doctrina Social de la Iglesia sobre la emigración? ¿Cómo ha de acoger el cristiano a la persona que viene de otro país, sea cual sea su situación? Estas y otras cuestiones se abordaron ayer, viernes 31 de octubre, en la primera mesa redonda del Foro Cristianismo y Sociedad, organizado por Justicia y Paz de Madrid, la Fundación Crónica Blanca y la parroquia de San Jerónimo el Real.

El nuevo arzobispo de Madrid, Monseñor Carlos Osoro, inauguró en la parroquia de San Jerónimo el Real la primera sesión del foro, que tuvo por título ‘Lampedusa, Ceuta… ¿Cuál será la siguiente? Dignidad de la persona y emigranción’. En ella participaron el arzobispo de Tánger, Monseñor Santiago Agrelo; el doctor Pedro Cabrera, profesor del Departamento de Sociología y Trabajo de la Universidad Pontificia de Comillas; y José Luis Pinilla Martín, S.J., secretario de la Comisión Episcopal de Migraciones de la Conferencia Episcopal Española; con la moderación del periodista argentino Esteban Pittaro, Premio Juan Pablo II de Comunicación.

El presidente de la Fundación Crónica Blanca, Manuel María Bru, y el de Justicia y Paz de Madrid, Javier Alonso, dieron la bienvenida a las aproximadamente 200 personas que asistieron a la primera sesión del foro. A continuación, Monseñor Osoro denunció el relativismo actual y las nuevas formas de esclavitud, dos de las mayores preocupaciones de los dos últimos Papas, Benedicto XVI y Francisco. Ante esta situación, invitó a los cristianos a estar en medio del mundo, viviendo su fe con fervor.

Pedro Cabrera aportó en su intervención algunos datos sobre las diferencias existentes entre distintos países en renta per cápita y esperanza de vida: “A veces me pregunto cómo no vienen más personas de allí”. El profesor de ICADE advirtió de que la crisis no solo está teniendo un impacto económico, sino también psicológico: el paso de una sociedad confiada a una sociedad donde sus miembros desconfían por norma general de los demás.

Por su parte, José Luis Pinilla se refirió a la Doctrina Social de la Iglesia (DSI) en cuestiones referentes a la inmigración. “Todo inmigrante posee derechos inalienables en cualquier situación. La Iglesia lo defiende”, señaló Pinilla, quien advirtió de que, tras Ceuta y Lampedusa, quizá la siguiente tragedia humana “se produzca en el corazón de Europa”, en ciudades “donde los inmigrantes no se sienten queridos”. Por eso, invitó a ser “imagen de la Trinidad: unidad en la diversidad. Ni avalancha ni miedo”.

 

Por último, Monseñor Agrelo denunció al inicio de su intervención las políticas de inmigración que “condenan a muerte a tantas personas”. El arzobispo de Tánger mostró varios “cuadros en la frontera” de tragedia y sufrimiento, historias de las que ha sido testigo durante su episcopado: “A la luz de la fe, se nos hace necesario amar a los pobres. Necesitamos que los pobres nos salven”.

Próximas mesas

El Foro Cristianismo y Sociedad continuará el próximo viernes 28 de noviembre con la mesa redonda ‘¿Tiene arreglo la política? Democracia y gestión pública’. Las siguientes sesiones tendrán lugar en 2015 y abordarán cuestiones como la solidaridad y la justicia en la empresa, la dignidad del trabajo y del trabajador, la novedad del Papa Francisco o la cultura mediática.??

 



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada mes, en tu casa

Últimas entradas