Diócesis Iglesia en España

León: clausura de la visita pastoral de monseñor Julián López

El obispo Julián López clausura en Riaño la visita pastoral al arciprestazgo de Rivesla-Cea. Preside una eucaristía mañana jueves día 3 a las 18 horas en la Parroquia de Riaño donde concluirá el recorrido por las 136 parroquias que se agrupan en las 4 unidades pastorales que componen esta entidad arciprestal

León, 2 de octubre de 2019
Diócesis de León

El obispo de León, Julián López, presidirá mañana jueves día 3 de octubre en la Parroquia de Riaño el acto de clausura de la visita pastoral que viene realizando al Arciprestazgo de Rivelesla-Cea desde el pasado mes de mayo. Una visita pastoral que tenido su etapa final desde este pasado lunes, con la presencia del obispo de León en todas las parroquias que integran la Unidad Pastoral de Valdeburón y a la que mañana se pondrá en broche en ese centro de atención pastoral de Riaño con una eucaristía que incluirá la administración por parte del obispo Mons. López Martín del sacramento de la Confirmación a un grupo de jóvenes y la despedida de todos los fieles de esta entidad arciprestal.

136 PARROQUIAS, CUATRO UNIDADES PASTORALES

El pasado día 5 de mayo, con una celebración eucarística en el emblemático Santuario de la Virgen de la Velilla que presidía el obispo Julián López y que estuvo concelebrada por los trece sacerdotes que se encargan de la atención pastoral del Arciprestazgo Rivesla-Cea, comenzaba esta visita pastoral que ha llevado al prelado legionense a recorrer una por una las 136 parroquias que se integran en esta parte de la geografía diocesana, estructurada a su vez en cuatro unidades pastorales (Valdeburón, Puente Almuhey, Cistierna y Rueda) y con una población que se sitúa ligeramente por encima de los trece mil habitantes.

Durante los meses de mayo y junio el obispo dedicó la primera etapa de esta visita pastoral a recorrer las parroquias de las unidades pastorales de Rueda, Cistierna y Puente Almuhey, con encuentros con las comunidades parroquiales para conocer su actividad y mostrar un mensaje de cercanía a todos los feligreses. “Un momento muy importante para la vida de las parroquias y hemos agradecido la cercanía que ha mostrado el obispo para con todos, saludando personalmente a cada uno de los feligreses”, asegura el párroco de Valdeón y Sajambre Luis Rodríguez, quien indica que “aquí en las montañas, en esta periferia de la Diócesis, la pastoral es de mucho acompañamiento y cercanía la mayor parte del año, y en verano hay muchas celebraciones y muchas personas que vienen de las ciudad y que tiene aquí sus raíces y que, en muchos casos vienen aquí a celebrar algunos sacramentos, algo que les hace reconectar con sus lugares de origen familiar”.

CLAUSURA CON CELEBRACIÓN FESTIVA

Los encuentros que ha propiciado esta visita pastoral y, de manera singular desde este pasado lunes en todas las parroquias de la Unidad Pastoral de Valdeburón, que pivotan alrededor del centro de atención pastoral de la localidad de Riaño, dejan, según el sacerdote Luis Rodríguez, “un buen sabor de boca para todos y además terminamos con una momento de celebración festiva como el de mañana en la Parroquia de Riaño, en el que recibirán el sacramento de la confirmación un grupo de 43 jóvenes de todo el arciprestazgo, lo que contrasta con una realidad que aquí está muy marcada por despedidas y entierros, y esta celebración de mañana es todo un aliciente para seguir trabajando aquí por todos los feligreses”.

Esa jornada de clausura de la visita pastoral comenzará a las 10 de la mañana en Polvoredo, y proseguirá por las parroquias de Lario, Maraña, La Uña, Acebedo para mañana día 3 a las 18 horas en la Parroquia de Riaño tener ese broche con una celebración eucarística en el transcurso de la cual el obispo Julián López conferirá el sacramento de la Confirmación a 43 jóvenes y a cuya conclusión se despedirá de este Arciprestazgo de Rivesla-Cea.

Según el Código de Derecho Canónico “el Obispo tiene la obligación de visitar la Diócesis cada año total o parcialmente de modo que al menos cada cinco años visite la Diócesis entera personalmente o, si se encuentra legítimamente impedido, por medio del Obispo coadjutor, o del auxiliar, o del Vicario general o episcopal, o de otro presbítero”.

Print Friendly, PDF & Email