Opinión

Las FFAA guardianes de nuestra seguridad frente al terror, por Fidel García Martínez

LAS FF.AA GUARDIANES DE NUESTRA SEGURIDAD FRENTE AL TERROR

Si el Señor no guarda la ciudad en vano se fatigan los centinelas” (Sagrada Biblia)

Una de las instituciones más estimadas y respetadas por los españoles son sin duda las FF.AA a las que la Constitución encomienda funciones tan importantes como: la integridad territorial, la defensa de la unidad de España de los enemigos de dentro y de fuera y el orden democrático. No faltan ilusos pacifistas y antimilitaristas de salón que arremeten contra las FF AA españoles mientras defienden los ejércitos de las dictaduras comunistas, cuya función es reprimir los derechos fundamentales como la libertad de expresión, manifestación y reunión. La prueba evidente de la valoración de las FF.AA por la sociedad se manifiesta en miles de jóvenes que aspiran a entrar en ellas, tanto en la Policía Nacional como en la Guardia Civil. También el número considerable de personas de toda edad sexo y condición que acuden a los actos de jura civil de la bandera.

Las FF AA han experimentado profundos cambios con la recuperación de la democracia. Desde que el Servicio Militar obligatorio fue suprimido, la estructura organizativa ha cambiado pasando de un modelo territorial regional a otro donde prima el carácter funcional y la acción conjunta. Además se han profesionalizado con la Ley de Tropa. Actualmente el personal de servicio en las Fuerzas Armadas asciende a 79.000 soldados y merinero profesionales.

Uno los cambios más significativos experimentado es la Enseñanza Militar, que ha mejorado en la formación de oficiales y suboficiales. Los Centros Universitarios de la Defensa, como la Academia General Militar de Zaragoza, han elevado considerablemente la formación militar con la obtención obligatoria del título de Ingeniería Industrial reconocido en el Espacio Europeo de la Educación Superior. Esto ha supuesto que la dificultad inicial para ingresar en la Academia General Militar, por el corte de la EBAU (antigua PAU) ya es alto para ingresar, después de unas pruebas físicas exigentes, así como el conocimiento de Inglés y una minucioso examen médico-psicológico a lo que se debe añadir la intensidad a otras asignaturas que se deben superar junto con las más específicamente militares y actividades propias de futuros oficiales del ejército.

La gran transformación de las FF.AA también está relacionada con la incorporación de la mujer en igualdad de condiciones: en la apuesta por la renovación tecnológica, quien haya hecho el Servicio Militar hace décadas pudo comprobar como los equipos en general eran obsoletos. Hoy las FF.AA, se han modernizado tanto en los carros de combate, en los aviones, (como se pudo ver en Gijón recientemente) o en el buque anfibio portaaviones Juan Carlos I.

En estos duros momentos marcados por el terrorismo y el independentismo, las FFAA son de hecho, si no una garantía total, sí un motivo para la confianza,

Fidel García Martínez, Doctor Filología Románica, Catedrático Lengua Literatura

Print Friendly, PDF & Email