Firmas

La hora de la evaluación, por José-Román Flecha Andrés en Diario de León (30-6-2018)

La hora de la evaluación,  por José-Román Flecha Andrés en Diario de León (30-6-2018)

Al final del año escolar, en muchos ambientes surgen las preguntas y las dudas sobre la evaluación de los escolares. Sobre todo cuando se trata de evaluar la materia relativa a la enseñanza religiosa. Son muchos los que se preguntan cómo se puede dar una nota a los alumnos que han cursado la asignatura de religión.

Ante estas dudas, seguramente es oportuno recordar una vez más las dos preguntas que Jesús dirige a sus discípulos, allá por la región de Cesarea de Filipo: “¿Quién dicen los hombres que soy yo? ¿Y vosotros quién decís que soy yo?” (Mc 8,27.29).

Los relatos de Mateo y de Marcos sitúan estas preguntas de Jesús en la región de Cesarea de Filipo. Allí se encontraba por entonces un área sagrada, con pequeños templos dedicados a las divinidades paganas, cuyos restos pueden verse todavía en la actualidad. Y por allí brotaban y brotan algunas de las fuentes del Jordán.

Pronunciadas en aquel lugar, estas preguntas de Jesús podrían evocar en la mente de los discípulos la figura del profeta Elías, el fuerte defensor de la majestad del Dios único. De todas formas, las dos preguntas de Jesús a sus discípulos interpelan a todos sus seguidores, los de entonces y los de ahora.

  • “¿Quién dicen los hombres que soy yo?” Esta primera pregunta requiere ciertamente una decidida disposición para la observación y la escucha. Es una pregunta a la que puede responder quien tenga la suficiente información. También hoy puede ser respondida por creyentes y por no creyentes. Esta pregunta pueden articular la enseñanza de la religión, puede “entrar” en un examen y puede ser evaluada.
  • “¿Y vosotros quién decís que soy yo?” A diferencia de la primera, esta segunda pregunta de Jesús no apela al conocimiento de los discípulos, sino a su propia experiencia. No requiere solamente una información especial, sino el testimonio de una vivencia personal. Jesús pregunta a sus discípulos quién es él para ellos. Eso equivale a preguntarles por qué le siguen y cuál es su perspectiva de futuro junto al Maestro.

También hoy, esta segunda pregunta puede dirigirse a todos nosotros. Pero nunca podremos responderla por medio de la erudición. Esta pregunta no apela a la ciencia sino a la creencia; es decir no evoca los “saberes”, sino los “sabores”. Seguramente será imposible someterla a una evaluación académica.

A esta pregunta de Jesús responde Simón Pedro, diciendo: “Tú eres el Cristo”. Pedro reconoce a Jesús como el Mesías, o el Ungido por Dios. Para él, Jesús no es sólo uno más de los profetas que anunciaban y preparaban la venida del Mesías.

Con Jesús llegan los tiempos esperados desde antiguo. Los que lo reconocen como el Mesías enviado por Dios son sus verdaderos seguidores. Ellos han de tomar la cruz y seguirle. Esa es la señal de los verdaderos discípulos.

José-Román Flecha Andrés

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
La hora de la evaluación, por José-Román Flecha Andrés en Diario de León (30-6-2018), 8.5 out of 10 based on 2 ratings
Print Friendly, PDF & Email

Sobre el autor José Román Flecha Andrés

José Román Flecha Andrés, sacerdote, catedrático de Teología Moral, especializado en Bioética,

José Román Flecha Andrés

José Román Flecha Andrés, sacerdote, catedrático de Teología Moral, especializado en Bioética,

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.