Diócesis Iglesia en España

La ciudad de Castellón recordará al Prior del Lledó, Antonio Prades en el Cincuenta aniversario de su muerte

Ha sido uno de los grandes priores en la historia del Lledó del siglo XX. Su paso por la Basílica aún se recuerda con agradecimiento. Siendo seminarista sufrió persecución y cárcel por odio a la fe. Ordenado sacerdote en 1941 y tras servir a las parroquias de Moncófar, Chilches, Oropesa, Chodos y Artana el obispo de Tortosa le nombró en 1956 Prior del Santuario de Lledó. En apenas seis años, hasta su prematura muerte en noviembre de 1962 a los cuarenta y ocho años, Mossén Tonico Prades, como era conocido cariñosamente por los castellonenses, marcó la vida religiosa de la ciudad, desde el templo de la Patrona, a través de una pastoral evangelizadora y cercana.

Los nuevos altares de los patronos, la fuente y los bancos exteriores para el descanso y el encuentro familiar, el monumento a Perot de Granyana o la cruz de término fueron algunos de sus logros materiales.

Desde su priorato, todos los sábados del año se canta en la Basílica la Sabatina a la Inmaculada Concepción Como responsable de la sección religiosa del diario “Mediterráneo” hizo muy populares sus leídos “sábados de Lledó”.

 

Radio Castellón también contó de forma regular con sus guiones radiofónicos sobre temas de espiritualidad, vinculados a la cultura popular castellonense, que él utilizó adecuadamente en su pastoral.

Fue profesor de Religión en Maestría Industrial, Mayordomo del Seminario de Tortosa hasta la creación de Segorbe-Castellón y Habilitado del Clero.

Ocho días antes de morir recibió la visita en Lledó del Nuncio del Papa en España Mons Antonio Riberi, que le animó a solicitar a la Santa Sede la declaración como Basílica.

Su imagen en sotana, desplazándose a Lledó montado en su moto “Vespa”, quedó en el recuerdo de muchos de sus contemporáneos que cantaban esta coplilla “He vist un sant en sotana/ baixar en “vespa” a Lledó / Tónico Prades li deien / i era fill de Castelló”.

 Misa en la Basílica el domingo, 2 de diciembre

El Priorato, el Ayuntamiento y cinco asociaciones de la Ciudad le recordaran el domingo 2 de diciembre, a las once de la mañana con una Eucaristía en la Basílica, cantada por la Schola Jubilemus. El día siguiente a las ocho de la tarde, en la parroquia de la Trinidad, junto a su tumba, se recordará al otro gran Prior Mn Juan Cardona Vives, Arcipreste de Santa María e Hijo Predilecto de la Ciudad, en el ciento veintidós aniversario de su muerte.

 

 

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email