Iglesia en España Internacional

Jóvenes y Desarrollo cuentan la situación de Siria

Jóvenes y Desarrollo cuentan la situación de Siria

Queremos contarte la situación de desesperanza que están viviendo cientos de familias atrapadas por la guerra de Siria.  Si conoces este país, sabes que la vida de sus habitantes ha cambiado dramáticamente y que pasó de ser una sociedad en la que todas las religiones convivían pacíficamente a ser un sitio donde todas las personas viven con miedo por no tener un futuro y deseando sobrevivir.

Cada día se habla del número de personas víctimas de esta guerra, pero pocas veces se saben las historias detrás de cada cifra.  En Siria, los padres tienen que decidir cada día si deberían mandar o no a sus hijos a la escuela, con la consigna de que si no les envían pueden arruinar su futuro y si les envían, arriesgan sus vidas.  Aunado a esto, las familias están padeciendo escasez de alimentos y productos básicos y, a veces, la única luz en sus vidas es la de una sola vela.

Jóvenes y Desarrollo colabora en el envío de ayuda humanitaria para las familias que se refugian en las casas salesianas de Aleppo, Kafroun y Damasco.  Las ayudas de primera necesidad que se brindan son medicinas, agua potable, luz eléctrica, alimentos, combustible para cocinar, material escolar.

Jesús, la guerra aún no termina y necesitamos de gente como tú para enviar ánimo a todas las familias que están cautivas en Siria.  ¿Sabías que con 50€ al mes puedes ayudar a una de las 245 familias que Jóvenes y Desarrollo apoya?

¡No pases de largo! Ayuda a que las familias sirias puedan recuperar un poco de tranquilidad.

Si deseas colaborar en la campaña SOS Siria, puedes hacer un donativo a través del Nº de cuenta ES13 0075 0001 8006 0077 8030 o pinchar en el siguiente enlace.

Manuel de Castro Barco

Presidente de Jóvenes y Desarrollo

Regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

REGISTRARME

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.