Iglesia en España Última hora

Jean Marc lo tiene claro: primero, estudiar

Jean Marc Fouassi Koffi es un joven que se podría beneficiar de la flexibilización de normativa para trabajar en el campo, por tener permiso de residencia y menos de 21 años. Además, según anunció el pasado martes 26 de mayo el Gobierno, eso le permitiría trabajar durante los dos próximos años, no solo en la campaña de la fresa. Pero, escuchando su historia, es fácil comprender por qué ha elegido seguir con los libros.

Todo empezó cuando tenía 14 años en Costa de Marfil. «Mi madre no podía pagar ni el libro, que costaba menos de un euro, y me echaron de clase. Me quedé en la calle, pero yo quería estudiar y ganarme la vida», explica. Aquella motivación le llevó a emigrar a Mali, con la esperanza de labrarse un futuro en su continente. «Pero tú sabes que el camino es aventura, y entre africanos también nos maltratamos. Trabajaba de seis de la mañana a seis de la noche por cinco euros, no es vida», recuerda. Luego Argelia y después Marruecos, donde atesoró experiencias para olvidar. Tenía 16 años cuando pisó por primera vez España en patera, pero en Tarifa le hicieron la prueba del hueso. «Te dicen que no es fiable, pero determinó que yo tenía 18 años».

Empezaba la lucha por demostrar su edad. Tras conseguir los documentos y realizar los trámites, consiguió los documentos que demostraban que aquella prueba estaba equivocada. «Gracias a Dios conocí a Emilio, mi padrino. Hemos luchado y, cuando me quedaba un mes para cumplir los 18, entré en un centro de menores. En ese tiempo aproveché para estudiar», recuerda Jean Marc. Precisamente, ese era el motivo por el que salió de casa con 14 años. «No tenía posibilidad de seguir estudiando. Entonces, le dije a mi madre que me iba de Costa de Marfil», recuerda. Antes que quedarse en la calle, decidió buscar un futuro mejor en otro lugar; pensaba en Francia, por el idioma. Finalmente, se «quedó» a medio camino.

Ahora, su mirada está en el futuro. «He pensado en trabajar pero estoy con las clases online desde casa y no puedo hacer todo a la vez», explica, mientras trata de mantenerse al día y aprobar con la mejor calificación los estudios a los que tanto le ha costado acceder: grado medio de mecanizado en fabricación industrial.

REPORTAJE
HAN SALVADO LA FRESA Y LES DUELE LA ESPALDA
OPINIÓN

-«Caporalato», por José Luis Pinilla SJ

EN PRIMERA PERSONA

-En estado de Alarma no hay citas de Extranjería

Print Friendly, PDF & Email