encuentro-mayores
Iglesia en España

IV Encuentro de los Mayores con la Virgen de los Desamparados de Valencia

IV Encuentro de los Mayores con la Virgen de los Desamparados de Valencia

Más de mil personas de los centros de jubilados y pensionistas así como del movimiento de apostolado `Vida Ascendente´ y una nutrida representación de residencias de ancianos de de las Hermanitas de los Ancianos Desamparados e Hijas de la Caridad y otras órdenes religiosas han participado en el “ IV Encuentro de los mayores de Valencia con la Mare de Déu dels Desamparats” en la Catedral, que ha presidido el arzobispo de Valencia, monseñor Carlos Osoro.

Ante la imagen peregrina de la patrona de Valencia, que ha sido colocada junto el altar mayor, de la Catedral, el prelado ha dado gracias a los mayores “porque habéis visto en la Virgen María la mujer de fe, de confianza absoluta en Dios, habéis sabido transmitir a vuestros hijos la adhesión a la Mare de Déu y nos ayudáis a descubrir que el amor y la caridad, como la que tuvo la Virgen, es lo más necesario en estos tiempos de inclemencia”.

Además, monseñor Osoro ha asegurado que “mientras Valencia no olvide a la Mare de Déu no tengáis miedo, no hay problema, y gracias a Dios es imposible olvidarla”. En este sentido, ha agradecido también a los mayores su testimonio de fe y “esa autoridad que trae la sabiduría de la edad y que hace que a vosotros siempre os hagamos caso”.

En su homilía, monseñor Osoro ha expresado que la Virgen María “siempre es maestra y siempre nos enseña a vivir en esa adhesión a Jesucristo nuestro Señor como el único camino y verdad que existe”.

El prelado ha evocado la visita de la Virgen María a su prima Isabel y ha subrayado que en aquel encuentro “con aquella otra persona mayor hubo tres dimensiones de la existencia humana que movió a la Santísima Virgen María en su corazón: la fe, el amor y la esperanzar”.

Igualmente, el prelado ha invitado a todos los mayores de Valencia “a que en nosotros también se siga suscitando la adhesión sincera e inquebrantable a Nuestro Señor Jesucristo en este Año de la Fe, y que se suscite también el amor, la caridad, el vivir para los demás y no para nosotros mismos y vivir en la esperanza en estos tiempos”.

Por Antonio DÍAZ TORTAJADA, sacerdote y periodista

 

Print Friendly, PDF & Email

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.