Revista Ecclesia » India: El Padre Swamy sigue en cuidados intensivos
India: El Padre Swamy sigue en cuidados intensivos
Internacional Última hora

India: El Padre Swamy sigue en cuidados intensivos

El jesuita indio Stan Swamy sigue en estado grave en la unidad de cuidados intensivos del hospital de la Sagrada Familia de Bandra. El sacerdote, de 84 años, enfermo de párkinson, contrajo la covid-19 en la cárcel de Taloja, a las afueras de Bombay. Ante lo delicado de su salud, el juez autorizó su traslado a un centro hospitalario el pasado 28 de mayo. Ahora, el Tribunal Superior de Justicia de Bombay acaba de prorrogar su «libertad temporal» hasta el 5 de julio.

Stanislaus Lourduswamy, su verdadero nombre, un firme defensor de los derechos de los adivasis (pueblos tribales), se hallaba en la cárcel desde el pasado 8 octubre, día en que fue detenido en el centro social jesuita de Ranchi en el que vivía y trabajaba. La policía lo arrestó junto a otros 15 activistas por considerarlo responsable de la violencia que estalló el 1 de enero de 2018 en una protesta de los dalit (parias) en Bhima Koregaon, un pueblo del Maharashtra, en la cual murió una persona y varias más resultaron heridas. Se le acusa de terrorismo. La Agencia de Seguridad Nacional de India (NIA) le atribuye vínculos con la guerrilla maoísta, algo que el anciano sacerdote niega. El arresto se produjo después de dos años de interrogatorios, allanamientos en su domicilio e incautación de dispositivos electrónicos. Se sospecha que se han fabricado pruebas para incriminarle.

Un hombre justo

«Me duele que se le llame antinacional, maoísta y conspirador para derrocar al gobierno», declaraba el pasado mes de marzo en la revista América, el P. Xavier Jeyaraj S.J , quien se refería a Swamy como un hombre justo que siempre ha estado al lado de los tribales vulnerables, defendiendo sus derechos «utilizando medios constitucionales y legales» y llevando una vida frugal entre ellos.

Sacerdotes y religiosas protestan en la India en octubre de 2020 contra el arresto del P. Stan Swami / AFP

El arresto del sacerdote y activista hay que enmarcarlo en la lucha de los pueblos indígenas del estado de Jharkhand por la propiedad de su tierra frente a las poderosas empresas mineras y de electricidad. «Marcar falsamente a los activistas como extremistas e implicarlos en casos con graves cargos de sedición es la forma más fácil de condenarlos para aniquilarlos y permitir que los intereses creados los silencien», ha afirmado, por su parte, Christopher Sousa, secretario general del All India Trade Union Congress.

En prisión, la salud del P. Swamy se deterioró rápidamente. Cuando entró, podía escribir, caminar, bañarse… Con el paso de las semanas, necesitaba ayuda hasta para comer. Sus abogados solicitaron su libertad condicional por motivos humanitarios, pues había sido operado dos veces de una hernia, padece Parkinson y espondilosis lumbar, y ha perdido la audición en ambos oídos desde su detención. Su solicitud, sin embargo, fue denegada por el juez. Solo al contraer la covid y peligrar su vida, autorizó su traslado provisional al hospital, donde permanece hoy en estado crítico.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa