Iglesia en España

I Asamblea de titulares y directores ECM “El acuerdo educativo exige mucha generosidad”

I Asamblea de titulares y directores ECM “El acuerdo educativo exige mucha generosidad”

Durante la I Asamblea de titulares y directores ECM 16-17, Carmen González, viceconsejera de Educación, ha manifestado el deseo de la Consejería de Educación por llegar a un acuerdo educativo por la transformación de la educación, pero ha insistido en la necesidad de que todas las fuerzas políticas sean generosas en sus concesiones, para lograr dicho objetivo.

 Por su parte, David Rasero, presidente de ECM, ha aplaudido la iniciativa, reiterando la total disposición de la escuela concertada y de Escuelas Católicas de Madrid para el diálogo, siempre y cuando el acuerdo contemple las prioridades de la concertada, tales como el módulo económico de los conciertos, la orientación en Primaria o la recuperación de la financiación a los centros de la formación profesional.

En esa línea, la viceconsejera ha anunciado, entre las novedades previstas para el curso 16-17, la Reglamentación de los conciertos en la Comunidad de Madrid, con la intención de valorar la financiación de los Ciclos Formativos de Grado Superior, y abordar el módulo de Otros Gastos. Asimismo, ha comentado que no se van a convocar nuevos concursos para la creación de nuevos centros concertados y ha explicado los tres principios en los que se basa su política educativa: la mejora de la calidad de sistema educativo; la equidad entendida como el deber de ayudar más a quien más lo necesita, y por último, la libertad de los padres de elección de la educación.

En relación a regulación de las actividades complementarias y los servicios, Rasero, ha defendido la autonomía de los centros para desarrollarlas con libertad, asumiendo, en todo caso, el carácter voluntario, no discriminatorio y no lucrativo de las mismas, e insistiendo en que, dado que el módulo de conciertos no garantiza la gratuidad, dichas actividades son imprescindibles para que la economía de los centros se vea abocada al fracaso.

Respecto a legislación madrileña en materia de género, la vicenconsejera ha reconocido que entra en conflicto con otras leyes orgánicas, por lo que ciertos aspectos son de difícil aplicación. Rasero también ha expresado su preocupación ante determinados aspectos de dicha ley, que afectan al carácter propio de nuestras escuelas y las libertades educativas de las familias.

Durante la I Asamblea de titulares y directores de Escuelas Católicas de Madrid, que reúne más de 400 personas, entre titulares, directores y sindicatos, y en el contexto de una ineludible inestabilidad política, se han tratado otros asuntos relevantes, tales como la organización académica de la Secundaria, la regulación de los conciertos y el régimen de admisión de alumnos, los distintos programas y convocatorias que realizaremos desde nuestra organización, y las novedades en materia laboral y económica.

Regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

REGISTRARME

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.