Iglesia en España Nacional

Homilía de monseñor Carlos Osoro en la misa funeral por las víctimas de Bruselas

Monseñor Osoro, en la Misa funeral por las víctimas de Bruselas: «El terrorismo cansa y destruye la voluntad de Dios»

La catedral de Santa María la Real de la Almudena ha acogido esta tarde una Misa funeral por las víctimas de los atentados terroristas del pasado Martes Santo en Bruselas. «El terrorismo cansa y destruye la voluntad de Dios», ha asegurado el arzobispo de Madrid en presencia del embajador de Bélgica en España, Pierre Labouverie; la presidenta de la Asamblea de Madrid, Concepción Dancausa, el consejero de Presidencia y Justicia de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, y otros representantes del cuerpo diplomático y la sociedad civil, así como de los vicarios y numerosos presbíteros.

En su homilía, monseñor Carlos Osoro ha recordado que este lunes celebramos la Anunciación, el momento en el que Dios le pidió a la Virgen María «que prestara la vida para dar rostro a Dios mismo» y ella respondió: «Aquí estoy Señor para hacer tu voluntad». «Cuando recordamos a quienes fallecieron, a las víctimas de los atentados terroristas de Bruselas, se nos pone de manifiesto la necesidad de este rostro y de esta manera de ser y de vivir que trae la paz, la solidaridad, el servicio de unos a otros, la entrega mutua, el valor del otro como más importante que uno mismo…», ha añadido.

La Carta a los Hebreos leída en la celebración, según ha subrayado, nos invita a todos a vivir «diciendo lo mismo que dijo la Santísima Virgen María: “Aquí estoy para hacer tu voluntad”». Y para hacerlo «tenemos que dejarnos sorprender por Dios» y atender su «llamada» como Ella.

En esta línea, el prelado ha incidido en que la 1ª Lectura del profeta Isaías, leída también hoy, dice: «No canséis a los hombres ni a Dios». «El terrorismo ciertamente cansa, destruye a los hombres, y cansa y destruye la voluntad de Dios», ha explicado, para luego remarcar que «ninguna circunstancia puede justificar una actividad criminal que llena de infamia a quienes la realizan y que es mucho más reprobable aun cuando tiene su apoyo en una religión porque rebaja la pura verdad de Dios a la medida de la propia ceguera y de la perversión moral».

«Hay que combatir el terrorismo con determinación y eficacia; si el mal es un misterio que tiende a extenderse, la solidaridad de los hombres en el bien, la solidaridad de los hombres en mostrar el rostro de Dios, es un misterio que tiende a difundirse aún más que el mal. Apostemos por el bien. El bien se hace presente, es Dios mismo», ha concluido.

Puede verse una galería completa de la celebración en este enlace.

Infomadrid / R.P. / Fotos: Miguel Hernández Santos
GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email