Revista Ecclesia » Francisco García: «La muerte es un lugar de trabajo del amor y la esperanza»
Iglesia en España Última hora

Francisco García: «La muerte es un lugar de trabajo del amor y la esperanza»

El decano de la facultad de Teología de la Universidad Pontificia de Salamanca, Francisco García Martínez, ha asegurado que la muerte es como «un lugar de trabajo teologal, de trabajo para la fe, trabajo del amor y de la esperanza, donde puede aparecer, como en una noche oscura, la potencia de la luz de Dios como destino para todos». «La fe cristiana afirma que hemos de morir con Cristo para obtener con Él la verdadera vida», ha subrayado en una conferencia online, cerrando así el ciclo «Sobre la vida, la enfermedad, la muerte… y Dios» de las XLIX Conversaciones de San Esteban, organizadas por la facultad de Teología San Esteban.

En su intervención, el profesor García Martínez ha explicado cómo y por qué la propuesta del cristianismo en torno a la muerte es un anuncio de vida de parte de Dios y ha criticado el afán por ocultar la muerte. «Todos sabemos que vamos a morir, sin embargo, no nos lo creemos. Sabemos de la muerte en general, pero vivimos como si no nos fuera a afectar. Más aún, con frecuencia huimos de todo lo que nos recuerde la muerte, algo que favorece nuestra sociedad que hace tiempo escondió su presencia», señala el decano.

La anterior charla se celebró el 1 de diciembre con el título «El impacto de la covid-19 en las comunidades cristianas. Una perspectiva desde la diócesis de Salamanca», a cargo del Vicario de Pastoral, Policarpo Díaz Díaz. Esta charla fue un verdadero testimonio de la vivencia durante la primera ola de la pandemia. El sacerdote señaló que esta situación a todos nos encontró desprevenidos, nunca se pensó en el alcance tan dramático que todo esto traería; cada afirmación que hacía la complementaba con un texto bíblico o una reflexión del magisterio. Además, señaló al Pueblo de Dios que en esta situación siguió manteniendo su fe, solidaridad y mucha creatividad. «Está claro, acabó diciendo, que esta crisis nos hará “volver a lo esencial”, descubriendo nuestra fragilidad para ponernos en la confianza absoluta de un Dios que ha estado muy presente en las manos e iniciativas de todos los que han colaborado por aliviar tanto dolor».



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa