Santa Sede Última hora

El Papa sobre el Líbano: «El pueblo sufre y sufre mucho»

Este domingo 9 de agosto el Papa Francisco, tras rezar el Ángelus, ha querido destacar la catástrofe que ha vivido esta semana el Líbano. A este respecto, el Pontífice ha insistido en solicitar «ayuda generosa» a la comunidad internacional.
En sus palabras, ha querido transmitir su proximidad a los obispos, sacerdotes y religiosos del Líbano, a los que además ha instado a «estar cerca del pueblo y vivir un estilo de vida marcado por la pobreza evangélica, sin lujos, porque su pueblo sufre, y sufre mucho».
El Papa ha pedido para que, «con la ayuda de Dios y la leal participación de todos, el Líbano pueda renacer libre y fuerte».
El Líbano, ha dicho, «tiene una identidad peculiar, fruto del encuentro de varias culturas, que ha surgido con el tiempo como modelo de convivencia. Ciertamente esta convivencia ahora es muy frágil». Por último, ha invitado «a la Iglesia en el Líbano a estar cerca del pueblo en su Calvario, como está haciendo en estos días, con solidaridad y compasión, con el corazón y las manos abiertas al compartir».

Al mismo tiempo, el Papa  ha recordado los trágicos bombardeos atómicos de Hiroshima y Nagasaki, pidiendo compromiso por un mundo libre de armas nucleares: «El 6 y el 9 de agosto de 1945, hace 75 años, tuvieron lugar los trágicos bombardeos atómicos de Hiroshima y Nagasaki. Mientras recuerdo con conmoción y gratitud la visita que realicé en esos lugares el año pasado, renuevo la invitación a rezar y a comprometerse por un mundo totalmente libre de armas nucleares».

Print Friendly, PDF & Email