Internacional

Finaliza en Argentina el Congreso Misionero Nacional

Finaliza en Argentina el Congreso Misionero Nacional

El V Congreso Misionero Nacional de la Argentina (COMINA) ha finalizado este 20 de noviembre presentando un conjunto de propuestas entre sus conclusiones. Es necesario “acrecentar la formación misionera en todos los ámbitos pastorales” indican los participantes y también señalan que hay que “revitalizar espacios de difusión, formación y acompañamiento de las vocaciones ad gentes”.

Enseguida presentamos el texto completo de las conclusiones de este quinto congreso.

Los participantes del 5º Congreso Misionero Nacional, reunidos en la ciudad de Neuquén, del 18 al 20 de noviembre de 2017, bajo el lema “Argentina en misión, el Evangelio es alegría”,

– Observamos

⎫ una mayor conciencia misionera, como consecuencia de las enseñanzas del Papa Francisco;
⎫ un cambio y renovación de las estructuras pastorales a través de gestos y acciones propias de una Iglesia en salida;
⎫ una profundización en la formación, como consecuencia de su importancia en la actividad misionera;  y en la espiritualidad, a través de una mayor valorización de la piedad popular;
⎫ dificultades en la comunicación, falta de comunión, clericalismo y poca perseverancia;
⎫ resistencias y miedos a los cambios y a salir al encuentro, por falta de confianza en la eficacia del Evangelio;
⎫ signos de cansancio,  desinterés y poca pasión en la tarea evangelizadora.

– Creemos que

⎫ la alegría de evangelizar echa sus raíces en el encuentro con Cristo resucitado, que reconocemos en el otro;
⎫ esta alegría pascual es la que nos ayuda a superar el miedo, la comodidad y la indiferencia;
⎫ la misión expresa el amor de Dios y la misericordia por todos;
⎫ la fe se vive y se testimonia desde una comunidad de discípulos misioneros.

– Proponemos

⎫ generar ámbitos de encuentro con Cristo a través de una espiritualidad misionera centrada en la Eucaristía y la Palabra de Dios;
⎫ acrecentar la formación misionera en todos los ámbitos pastorales;
⎫ favorecer los vínculos de comunión y el trabajo en equipo para un testimonio misionero fecundo;
⎫ disponernos a la escucha de nuestro pueblo, acrecentando la salida al encuentro con los pobres;
⎫ revitalizar espacios de difusión, formación y acompañamiento de las vocaciones ad gentes.

Confiamos en que el Señor infunda en nuestras vidas la fuerza de su Espíritu Santo para que renueve en nosotros la pasión por la misión y nos haga anunciadores de la alegría del Evangelio.

Fuente: Conferencia Episcopal Argentina

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email