Coronavirus

Estados Unidos: Muere por COVID-19 el obispo español Emilio Allué

El 26 de abril falleció en el hospital St. Elizabeth de Boston, a causa del COVID-19, el obispo español Emilio Simeón Allué Carcasona S.D.B., auxiliar emérito de aquella diócesis. Natural de Huesca, tenía 85 años y fue el primer (y hasta ahora único) obispo salesiano de Estados Unidos. Ejerció prácticamente todo su ministerio pastoral en este país, cuya nacionalidad disfrutaba desde 1974.

Nacido en la capital altoaragonesa el 18 de febrero de 1935, Allué ingresó en el noviciado salesiano de Tarragona en 1955. Realizó sus primeros votos en la congregación de Don Bosco el 16 de agosto de 1956 y, tras estudiar en Estados Unidos primero y en la Universidad Pontificia Salesiana de Roma después, fue ordenado sacerdote el 22 de diciembre de 1966. Años después, en 1981, se doctoró en Teología en la Universidad de Fordham, en Nueva York.

En sus inicios, y según informa la agencia salesiana ANS, fue responsable de la pastoral del campus en el Seminario Salesiano Juvenil de Goshen, Nueva York (1967-1970); profesor de teología y español (1970 y 1977); director de Goshen (1972-1975); ecónomo de «Don Bosco Tech» de Paterson (1977-1978); y ecónomo del Colegio «Don Bosco» (1980-1982). Más tarde se desempeñó también como vicario parroquial de María Auxiliadora en Nueva York y administrador parroquial de Santa Ana (1978-1979); párroco de Nuestra Señora del Carmen, en New Brunswick, Nueva Jersey (1982-1990), y director de la comunidad Salesiana y director de la Pastoral para la población hispana de la diócesis de Metuchen.
Fue el Papa Juan Pablo II quien, en 1996, lo nombró obispo auxiliar de Boston, siendo consagrado por el cardenal Bernard Law el 17 de septiembre de ese mismo año. Estuvo como auxiliar hasta 2010, año en que alcanzó la edad canónica de jubilación. Durante ese tiempo le fueron confiadas las responsabilidades pastorales de la región occidental (1996-2000), la región de Merrimack (2002-2008) y la pastoral de los hispanos (2008-2010).

Aunque tenía familia en Huesca, cuando terminó su ministerio no regresó a su tierra natal. Desde hacía unos años vivía en la residencia «Regina Cleri» de Boston.

Print Friendly, PDF & Email