Entrevista a monseñor Caputo, arzobispo de Pompeya

“Pompeya será la puerta de la oración”, Mons. Caputo

El arzobispo prelado de Pompeya y delegado pontificio para el santuario, monseñor Tommaso Caputo, recalca el significado de la visita del Papa a Pompeya, antes de ir a Nápoles. Además explica que la banda de música que recibe al Papa está compuesta por 50 jóvenes, hijos de presos, y otros detalles de la visita.

También, en entrevista con el enviado especial de Radio Vaticana en español, explica como es el día a día en el santuario y la gran cantidad de confesiones que se realizan a diario, “el corazón del santuario es la sala de confesiones”.

Recuerda además la cantidad de parroquias que llevan el nombre de Pompeya en América, India y otros lugares del mundo.

 

Transcripción de las dos primeras preguntas de la entrevista:

¿Qué significa que el Papa venga a Pompeya para rezar ante la Virgen del Rosario antes de visitar Nápoles?

“Esta breve visita representa un momento verdaderamente importante. Nos hemos preparado para este evento de gracia, sobre todo con la oración por el Papa Francisco, como él mismo nos lo pide siempre”.

“También hemos buscado preparar nuestro corazón para este encuentro, que no queremos que sea sólo un momento de fiesta y de júbilo. Queremos que esta visita tenga para nosotros el significado adecuado: reforzar nuestra fe y renovar nuestro compromiso con el prójimo, así como ha hecho el beato abogado Barolo Longo, nuestro fundador, que en su vida ha unido siempre la fe con la caridad”.

“Durante su visita a Pompeya, el Papa Francisco estará rodeado de personas pobres que vienen cada día a nuestros comedores y centros de solidaridad y sabemos que el sucesor de Pedro viene para invitarnos a salir de nosotros mismos, de nuestros egoísmos, nuestros personalismos. Viene a pedirnos que abramos nuestros corazones y nuestras conciencias para proyectarlos hacia toda la humanidad”.

¿Por qué considera que el Papa eligió iniciar este viaje con la oración en el Santuario de Pompeya?

“Papa Francisco viene a abandonarse a la Virgen del Rosario de Pompeya, así como hacen millones de peregrinos cada año. Él mismo, desde el inicio de su Pontificado, ha manifestado una profunda devoción mariana y ha mostrado su predilección por la oración del Rosario. Muchas veces ha afirmado que ‘el Rosario es la oración que acompaña siempre su vida’. Y aquí en Pompeya, a los pies de la Virgen del Rosario, donde se detendrá a rezar antes de llegar a Nápoles, el Santo Padre percibirá la profunda devoción a María, y como se concretiza cada día en diferentes formas de acogida y de caridad hacia los últimos, hacia los nuestros hermanos más necesitados e indefensos”.

“La vocación de Pompeya es exactamente esta: una intensa espiritualidad mariana, que se expresa con la cercanía a los débiles, para aliviar el sufrimientos de los otros. Por este motivo, Pompeya será ‘la puerta de la oración’, que se manifiesta como una peregrinación a través la realidad no fácil de una ciudad como Nápoles. Oración, que es el mejor modo, si no el único, para abrir y asegurar a la humanidad nuevos horizontes de esperanza”.

 

(Entrevista de Guillermo Ortiz, con la colaboración de MT- RV)

(from Vatican Radio)

Print Friendly, PDF & Email

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.