Revista Ecclesia » El secretario personal de Benedicto XVI destaca en TRECE que el Papa emérito «está de muy buen humor» y tiene la cabeza lúcida
Destacada Iglesia en España Última hora

El secretario personal de Benedicto XVI destaca en TRECE que el Papa emérito «está de muy buen humor» y tiene la cabeza lúcida

Esta noche el programa de TRECE en salida, Crónica de Roma, ha contado con la participación del secretario personal del papa emérito Benedicto XVI y prefecto de la Casa Pontificia, Georg Gänswein. En esta entrevista ha recordado que «para Benedicto XVI la cultura siempre ha estado en el hilo de sus discursos, escritos, conferencias, y a través de sus predicaciones. Para él siempre ha sido una fuente de interés y ha tenido una gran importancia para entender el mundo, porque sin la contribución de la Iglesia, la cultura, nuestra cultura, no sería posible, porque la cultura es fruto de la fe». Además, ha indicado que, a pesar de sus 94 años, «su salud física y psíquica es muy buena. Le faltan las fuerzas físicas, pero gracias a Dios su cabeza está lúcida y, además, está de muy buen humor».

A raíz de la presentación de su libro Cómo la Iglesia católica puede restaurar nuestra cultura, Gänswein ha defendido la importancia de la cultura para la Iglesia y para la fe: «La fe es la raíz de la cultura. Si no existen las raíces o no son mantenidas y bien alimentadas, no existirá una cultura adecuada, una cultura que pueda nutrir al hombre, alma y al corazón». Además, ha señalado que «es importante que la Iglesia no se detenga y ofrezca este gran tesoro a todos los fieles, pero también a todo el mundo».

Por otra parte, Gänswein ha recordado la importancia del pontificado del Papa emérito en el ámbito cultural, en el que impulsó el llamado Atrio de los Gentiles y defendió siempre el diálogo entre la fe y la cultura. Por eso, ha defendido la fuerza de la Iglesia para hacer frente al totalitarismo cultural que vive Occidente: «La Iglesia ha encontrado durante toda su existencia obstáculos en este ámbito, pero es importante no dejarse obstaculizar por estas dificultades, sino superarlas», ha señalado, considerando que «es importante que la Iglesia no se deje intimidar, sino que anuncie su mensaje de salvación, un mensaje que sirvió ayer, sirve hoy y servirá también mañana».



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa