La iglesia frente a la pederastia

El Papa pide que se responda a los casos de pederastia como lo haría Jesucristo

(7 de febrero de 2012) En el mensaje que en su nombre ha enviado el cardenal secretario de Estado al rector de la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma, organizadora de un simposio del 6 al 9 de febrero sobre el tema

Ayer por la tarde comenzó el Simposio internacional titulado “Hacia la curación y la renovación” que, hasta el próximo 9 de febrero en la Pontificia Universidad Gregoriana, reúne a los Obispos y Superiores de las Órdenes religiosas de todo el mundo para relanzar el empeño de la Iglesia en la protección de los menores y de las personas vulnerables de abusos sexuales por parte de miembros del clero.

Abrió los trabajos el Cardenal William Joseph Levada, Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la fe. Mientras el Cardenal Tarcisio Bertone, Secretario de Estado vaticano, envió un mensaje en nombre del Santo Padre Benedicto al P. François-Xavier Dumortier, Rector de la Pontificia Universidad Gregoriana, que fue leído durante la apertura de este Simposio.

El purpurado se dirige al “querido Padre Dumortier” para manifestarle que el Santo Padre envía sus cordiales saludos a todos los participantes en este Simposio y asegura sus oraciones por esta importante iniciativa. También escribe que el Papa pide al Señor que a través de sus decisiones, muchos obispos y superiores religiosos de todo el mundo, puedan ser ayudados a “responder a la tragedia de los abusos contra menores como haría Cristo”.

El Cardenal Secretario de Estado escribe que tal como el Santo Padre ha observado en diversas oportunidades, “la curación de las víctimas debe ser una preocupación fundamental en la comunidad cristiana, junto con una profunda renovación de la Iglesia en todos los niveles”. Y agrega que “Nuestro Señor nos recuerda que todo acto de caridad, incluso hacia el más pequeños de nuestros hermanos es un acto de caridad hacia Él (Cfr. Mt 25, 40).

“Por tanto –prosigue– el Santo Padre sostiene y anima todo esfuerzo para responder con caridad evangélica al desafío de ofrecer a los niños y a los adultos vulnerables un ambiente eclesial propicio a su crecimiento humano y espiritual”. A la vez que afirma que Benedicto XVI “exhorta a los participantes en este Simposio a seguir tomando de la vasta gama de experiencias recogidas para promover en toda la Iglesia una cultura fuerte de tutela eficaz y de apoyo a las víctimas”. Y se despide “encomendando el trabajo del Simposio a la intercesión de María, Madre de la Iglesia”, mientras de buena gana imparte la Bendición Apostólica a todos lo participantes, como prenda de fuerza y paz en el Señor.

(María Fernanda Bernasconi – RV).

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email
Etiquetas