Revista Ecclesia » El Papa graba un mensaje para los ciegos e hipovidentes
PAPA-FRANCISCO
Santa Sede

El Papa graba un mensaje para los ciegos e hipovidentes

Ciudad del Vaticano, 11 junio 2013 (VIS).-El Papa Francisco ha enviado esta mañana un mensaje grabado a la Unión Italiana de Ciegos e Hipovidentes y a todas las personas con discapacidad visual con motivo del período de descanso de 75 invidentes, en su mayor parte ancianos, organizado por esa asociación en una localidad marítima italiana.

“Se que alguno de vosotros habría querido venir a Roma -dice el Papa- ¡Gracias a la técnica moderna puedo ir yo donde estáis vosotros!. Os doy las gracias por vuestra estima, por vuestro afecto y, sobre todo, por vuestras oraciones”.

“El Evangelio nos dice que Jesús prestaba a los ciegos una atención especial. Curó a muchos, junto con otros enfermos. Pero la curación de las personas privadas de la vista asume un significado particularmente simbólico: representa el don de la fe. Y es una señal que nos atañe a todos porque todos necesitamos la luz de la fe para recorrer el camino de la vida. Por eso el Bautismo, que es el primer sacramento de la fe, antiguamente se llamaba también “iluminación”.

“Pido al Señor que renueve en cada uno de vosotros el don de la fe para que en vuestro espíritu esté siempre la luz de Dios, la luz del amor, que da sentido a nuestra vida, la ilumina, nos da esperanza y nos hace ser buenos y disponibles con nuestros hermanos”.

“Deseo también todo lo mejor a vuestra asociación, la Unión Italiana de Ciegos e Hipovidentes. Difundid siempre la cultura del encuentro, de la solidaridad, de la acogida hacia las personas con discapacidad, no solamente solicitando las justas previsiones, sino favoreciendo su participación activa en la vida de la sociedad”.

“Os confío a todos a la protección de María Santísima, Madre nuestra. Os pido que recéis por mí y por mi servicio a la Iglesia y os bendigo de corazón, junto a vuestros seres queridos”.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa