Revista Ecclesia » El Papa Francisco comparte del dolor de las madres de la Plaza de Mayo
Bergoglio

El Papa Francisco comparte del dolor de las madres de la Plaza de Mayo

El Papa Francisco comparte del dolor de las madres de la Plaza de Mayo (Buenos Aires, Argentina)

El Santo Padre comparte su dolor y el de tantas madres y familias que han padecido y padecen la pérdida trágica de sus seres queridos en ese momento de la historia argentina”.

Son las palabras que el Papa ha dirigido a Hebe de Bonafini, presidente de la Asociación de las Madres de Plaza de Mayo, en una carta fechada el 10 de abril y firmada por monseñor Antoine Camilleri, Subsecretario para las Relaciones con los Estados.

El Obispo de Roma responde así a la carta que le envío Hebe de Bonafini el pasado 21 de marzo alegrándose por el empeño del cardenal Bergoglio en las “villas miserias” de Buenos Aires y pidiéndole que se uniera “a todos los que en este mundo injusto luchamos para que se termine la pobreza”.

El Papa, -escribe monseñor Camilleri- manifiesta su gratitud por la misiva y corresponde a “esa delicada atención pidiendo a Dios la fuerza para luchar, desde el ministerio que acaba de asumir, a favor de la erradicación de la pobreza en el mundo, de modo que cese el sufrimiento de tantas personas que pasan necesidad. Su Santidad valora y aprecia mucho a quienes están cerca de los más desfavorecidos y se esfuerzan por ayudarlos, comprenderlos y salir al encuentro de sus justas aspiraciones. En su oración, suplica asimismo que ilumine a los que son responsables del bien común para que combatan el flagelo de la miseria con medidas eficaces, ecuánimes y solidarias”.

La carta concluye con la bendición del Papa “como signo de esperanza y aliento, a la vez que pide el favor de que recen y hagan rezar por él”.

Las Madres de Plaza de Mayo es una asociación de madres argentinas creada en 1977 para denunciar la desaparición de sus hijos durante la Junta Militar que gobernó a Argentina de 1976 a 1983. Desde 1977 se manifiestan todos los jueves en la Plaza de Mayo, frente a la Casa Rosada (sede del Gobierno argentino) para protestar por los crímenes cometidos en esa época y mantener viva la memoria de los desaparecidos.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cada semana, en tu casa