Sin categoría

Antonio Guterres: «El racismo, la xenofobia, el antisemitismo y la islamofobia están envenenando nuestras sociedades»

CHARLOTTESVILLE, VA - AUGUST 16: A woman leaves a message in chalk on the street where Heather Heyer was killed and 19 others injured when a car slammed into a crowd of people protesting against a white supremacist rally, August 16, 2017 in Charlottesville, Virginia. Charlottesville will held a memorial service for Heyer Wednesday, four days after she was killed when a participant in a white nationalist, neo-Nazi rally allegedly drove his car into the crowd of people demonstrating against the 'alt-right' gathering. Chip Somodevilla/Getty Images/AFP == FOR NEWSPAPERS, INTERNET, TELCOS & TELEVISION USE ONLY ==

Antonio Guterres: «El racismo, la xenofobia, el antisemitismo y la islamofobia están envenenando nuestras sociedades»

En Charlottesville los fantasmas del pasado – Tras la violencia racista la condena de la Onu y de los obispos

 

Estados Unidos debe afrontar de nuevo los peores fantasmas de su pasado. Después de los graves hechos de Charlottesville — los enfrentamientos entre los supremacistasy antiracistas han causado y muerto y decenas de heridos — ha intervenido el secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres, que ha declarado: «El racismo, la xenofobia, el antisemitismo y la islamofobia están envenenando nuestras sociedades». Reitero — ha añadido — «el principio que es esencial de tomar parte contra el racismo y la xenofobia en todos los países y en cada momento».

La violencia de Charlottesville, en Virginia, se extendió en pocas horas a otras muchas ciudades y estados. Pero la dinámica de los hechos todavía se debe aclarar. El sábado pasado un manifestante murió y otros treinta resultaron heridos después de que un coche se lanzara contra una manifestación antiracista que se había formado para contrarrestar una manifestación de los supremacistas blancos. La tragedia llegó después de una noche de enfrentamientos y cargas de la policía. El gobernador, Terry McAuliffe, proclamó el estado de emergencia en la ciudad y puso en alarma previa a la guardia nacional.

El conductor del coche es un chico de veinte años, James Alex Fields Jr., de Maumee, en Ohio. Según las reconstrucciones preeliminares, los testigos y las imágenes grabadas por muchos presentes, el gesto de Fields habría sido intencionado. La víctima es una mujer de 32 años. Fields fue arrestado con acusación de homicidio voluntario.

La Casa Blanca condenó los enfrentamientos prometiendo que «se hará justicia». Pero ha habido polémicas suscitadas por las declaraciones del presidente Donald Trump, acusado de no haber expresado una clara condena de los movimientos supremacistas. Y así, después de dos días de presión, el lunes 14, durante una rueda de prensa con el secretario de justicia, Sessions, Trump dijo que «los neonazis, los supremacistas blancos y otros grupos de odio son repugnantes en cuanto a todo en lo que creemos como americanos», evitando hacer referencia a otros como responsables de las violencias.

También la conferencia episcopal de Estados Unidos intervino expresando una dura condena del racismo. «Estamos contra el mal de racismo, del supremacismo blanco o del neonazismo. Estamos con nuestras hermanas y nuestros hermanos unidos en el sacrificio de Jesús, gracias al cual el amor vence sobre cualquier forma de mal» se lee en el comunicado del cardenal presidente Daniel Nicholas DiNardo.

L’Osservatore Romano, 17 de agosto de 2017

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email