Santa Sede Última hora

El Papa en el Ángelus: «La autoridad es servicio»

Este domingo, 4 de octubre, fiesta de san Francisco de Asís, el Papa Francisco ha rezado, con la presencia de numerosos fieles en la Plaza de San Pedro, los permitidos por las medidas sanitarias, la oración del Ángelus. Durante la oración el Papa se ha referido al texto evangélico que narra la parábola de los viñadores asesinos, donde la imagen de la viña «representa al pueblo que el Señor ha elegido y formado con tanto cuidado», por eso ha recordado el Papa, «no hay que olvidad que la autoridad es el servicio». De la misma forma, ha explicado, los siervos mandados por el propietario «son los profetas, enviados por Dios, mientras que el hijo es una figura de Jesús. Y así como fueron rechazados los profetas, también Cristo fue rechazado y asesinado».

«La viña es del señor»

El Papa ha explicado que «también hoy Dios espera los frutos de su viña de aquellos que ha enviado a trabajar en ella». El Papa ha denunciado que «los que tienen autoridad en el pueblo de Dios pueden sentir la tentación de seguir su propio interés en lugar del de Dios. Pero la viña es del Señor, no nuestra. La autoridad es un servicio, y como tal debe ser ejercida, para el bien de todos y para la difusión del Evangelio».

Fratelli tutti

Al finalizar el rezo del Ángelus, el Papa Francisco ha recordado su presencia ayer en Asís para firmar su tercera encíclica, Fratelli tutti, sobre la fraternidad y la amistad social. «La ofrecí a Dios sobre la tumba de san Francisco, en el cual me he inspirado al igual que en la anterior encíclica, ‘Laudato si’», ha dicho Francisco. Y es que, ha añadido, «la fraternidad humana y el cuidado de la Casa común forman el único camino hacia el desarrollo integral y la paz».

Regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

REGISTRARME