Revista Ecclesia » El Papa, a Radio Vaticano: «Gracias por vuestro trabajo»
Noticias

El Papa, a Radio Vaticano: «Gracias por vuestro trabajo»

Con motivo del 90º aniversario de Radio Vaticano, fundada el 12 de febrero de 1931 por Pío XI, el Papa Francisco ha enviado sus felicitaciones agradeciendo el trabajo que llega a «lugares remotos», avanzando «con valentía y creatividad al hablar al mundo». El Pontífice, en su saludo a los trabajadores, deja patente su Magisterio sobre los medios de comunicación, animando a buscar y hacer ver «la verdad» de las cosas y de la vida.

«Es importante conservar la memoria de nuestra historia y tener nostalgia, no tanto del pasado, sino del futuro que estamos llamados a construir. Gracias por su trabajo. Gracias por el amor que ponen en él. La radio tiene esta belleza: que lleva la palabra incluso a los lugares más remotos. Y hoy también lo combina con imágenes y escritura. Sigan adelante con valentía y creatividad para hablar al mundo y construir, así, una comunicación capaz de hacernos ver la verdad de las cosas», asegura.

«Distinguir la apariencia engañosa de la verdad»

La conclusión del mensaje del Papa va en sintonía con la invitación dirigida a todos los profesionales de los medios de comunicación en el reciente mensaje para la Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales de mayo de 2021, cuando anima a «distinguir la apariencia engañosa de la verdad», especialmente aquella que muchas veces nadie cuenta porque no nos tomamos la molestia de ir a buscarla allí donde se manifiesta.

Francisco propone a los trabajadores del sector el “Ven y verás” evangélico porque —dice— «en la comunicación nada puede sustituir completamente el ver por uno mismo».

Pandemias, guerras olvidadas que no han quedado en el olvido gracias a la valentía de algunos reporteros: hay un mundo que necesita ser contado con ojos claros, pero para ello, insiste el Papa, hay que comprobarlo en persona.

Discernimiento en la labor informativa

«El “ven y verás” —según escribe el Santo Padre— es el método más sencillo de conocer una realidad. Es la comprobación más honesta de todo anuncio, porque para conocer es necesario encontrarse, dejar que la persona que tengo delante me hable, permitir que su testimonio me llegue». Por eso, en un contexto mediático donde la manipulación y el narcisismo ejercen su influencia, Francisco pide discernimiento en la labor informativa.

«Todos nosotros somos responsables de la comunicación que hacemos, de la información que damos, del control que juntos podemos ejercer sobre las noticias falsas, desenmascarándolas. Todos estamos llamados a ser testigos de la verdad: a ir, ver y compartir».



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa