Firmas

El idealismo de Jesús de Nazaret

flor-1

El idealismo de Jesús de Nazaret

Jesús de Nazaret, visto desde la razón, es un perfecto idealista y el más alto y más grande moralista que podemos concebir por su doctrina y por su vida, pero visto desde la fe cristiana es el  Hijo de Dios, llamado Mesías o Cristo, persona divina de pensamiento y de acción.  Perfecciona la ley de Moisés, predica  y funda el reino de Dios de vida eterna para cuantos le crean y le sigan. Realiza numerosos milagros. Nos da el pan y vino de la Eucaristía para que vivamos eternamente.

Conoce  que el príncipe de este mundo es el diablo. Quiere un culto y una religión que salga de los sentimientos del corazón y se relacione inmediatamente con Dios Padre. Sus discípulos y la gente de los pueblos de Galilea le llaman Mesías y Maestro y  quieren hacerle Rey de los Judíos, pero no acepta, porque su reino no es de este mundo, como le dirá al gobernador romano Poncio Pilato.  Prohíbe el divorcio, el juramento, la ley del talión. Condena la usura, la hipocresía y adulterio.

 Sobre la justicia enseña: No hagas a otro lo que no quieras que te hagan a ti. Si alguno te pega en la mejilla derecha, preséntela la izquierda. Si alguno te pone pleito por tu túnica, dale la capa. No juzguemos y no seréis  juzgados. Sobre el perdón: Perdonad y se os perdonará. Sobre la misericordia: Sed misericordiosos como vuestro Padre es misericordioso. Sobre la humildad: El que se humilla será ensalzado y el que se ensalza será humillado. Sobre el amor: Amaos como hermanos, amad a vuestros enemigos, haced bien a quienes os odian y rogad por los que os persiguen. Sobre el dinero: No podeos servir a Dios y al dinero.

La prisión y muerte de Juan Bautista ordenada injustamente  por Herodes Antipas le conmociona, la hipocresía de los escribas y fariseos, que no hacen lo que dicen, le parece una falsedad, el estado del culto del Templo de Jerusalén practicado por los sacerdotes y levitas y el medio ambiente de dicha ciudad no le agrada, de ahí que diga: ¡Jerusalén, Jerusalén!, que matas a los profetas y apedreas a quienes te han sido enviados, cuantas veces intenté reunir a tus hijos como la gallina reúne a sus polluelos  bajo su salas, y no has querido (Mt.13, 37).

Los poderes públicos religiosos y políticos judíos no le creen. Los escribas y fariseos le buscan para matarlo por perfeccionar la ley mosaica. Sus vecinos de Nazaret, admirados de su sabiduría y de sus milagros, se escandalizan. Sus hermanos no le creen.  Los sumos sacerdotes y ancianos del Sanedrín judío le condenan a muerte por llamarse Hijo de Dios, y piden su crucifixión a Poncio Pilato por llamarse Rey de los Judíos, que cobardemente acede, siendo Jesús de Nazaret una persona divina y justa que pasó por este mundo haciendo el bien.

 José Barros Guede

A Coruña, 21 de abril del 2015

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
El idealismo de Jesús de Nazaret, 8.2 out of 10 based on 15 ratings
Print Friendly, PDF & Email

José Barros Guede

José Barros Guede, sacerdote incardinado en la archidiócesis castrense de España. Fue coronel capellán. Licenciado en Teología y en Derecho Civil. Falleció el día 22-03-2016 en La Coruña a los 77 años.

1 comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • Queridos amigos.
    ¡Mil gracias por permitirme suscribirme a su revista! Soy un Obispo casi dimisionario de Venezuela y por medio de sus publicaciones me mantengo al día. Oraré cada día por Uds. Les ruego, envíenme todo el material posible de filosofía, teología y Sgda. Escritura. Que Dios les bendiga!
    Atentamente
    Nelson Martínez Rust
    Obispo de San Felipe
    VENEZUELA

    GD Star Rating
    loading...
    GD Star Rating
    loading...