Revista Ecclesia » El cardenal Ouellet preside en Zaragoza una jornada para más de 400 sacerdotes aragoneses
oullet-zaragoza
Iglesia en España

El cardenal Ouellet preside en Zaragoza una jornada para más de 400 sacerdotes aragoneses

 El cardenal Ouellet preside en Zaragoza una jornada en la que participan más de 400 sacerdotes aragoneses

 “La clave de lectura del concilio Vaticano II es la primacía de Jesucristo”, afirma el cardenal Ouellet

El cardenal Ouellet (Quebec, 1944), prefecto de la Congregación de Obispos y presidente de la Pontificia Comisión para América Latina, ha presidido hoy en Zaragoza una jornada en la que han participado más de 400 sacerdotes de las diócesis de Aragón. El encuentro de carácter espiritual fue convocado por el arzobispo de Zaragoza, monseñor Ureña, y los obispos de Barbastro-Monzón, Teruel y Albarracín, Tarazona, Huesca y Jaca. También ha asistido el nuncio en España, monseñor Frattini.

Los actos han comenzado a las 10 de la mañana en la Seo del Salvador, con una conferencia pronunciada por el cardenal Marc Ouellet, con el título El Concilio Vaticano II: una relectura para el Año de la Fe. En ella ha ofrecido una visión de las cuatro grandes constituciones del concilio en clave cristológica, insistiendo en que es el único modo desde el que se puede afrontar el reto de la nueva evangelización.  Ahondando en esta idea, ha afirmado que “la liturgia es acción conjunta de Cristo y de la Iglesia que invoca y da culto al Padre”. A continuación, el cardenal se ha detenido en el carácter de la iglesia, destacando cual es la misión de laicos y clérigos: “el sacerdocio común se realiza en las obras de los cristianos; el ministerial lo complementa”.

 Tras la conferencia, de profundo contenido teológico, las celebraciones han continuado en la catedral del Pilar, donde se ha celebrado la santa misa. En su homilía, monseñor Ouellet ha explicado el papel de la Virgen en la vida de la Iglesia, refiriéndose varias veces a  la singularidad de la tradición del Pilar. Los actos han finalizado con un breve concierto de órgano a cargo del maestro San Martín.

El cardenal Ouellet ha traído un particular saludo del papa Francisco para los sacerdotes aragoneses, a los que pide oraciones para que pueda cumplir con acierto y generosidad su ministerio. El arzobispo de Zaragoza ha entregado al cardenal una imagen de la Santísima Virgen del Pilar, como recuerdo de su estancia en tierras aragonesas.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa