Nacional Última hora

El cardenal López Romero dice que tenemos que cambiar nuestra mentalidad sobre las migraciones

El arzobispo de Rabat, cardenal Cristóbal López Romero, ha pedido un cambio de mentalidad sobre las migraciones. «Hay que pasar de verlas como un problema a concebirlas como un fenómeno que es consecuencia de distintos problemas; de verlas como un delito, como algo ilegal, a concebirlas como un derecho; de verlas como un problema a concebirlas como una oportunidad de vivir la solidaridad y la fraternidad». Este cambio de mentalidad es necesario también, advierte, «entre quienes van a misa».

El purpurado salesiano ha participado en la mañana de hoy, 22 de julio, en el VI Foro sobre Migraciones y Movilidad Humana organizado por la Comisión Episcopal de Migraciones de la CEE y el Instituto Universitario de Estudios para las Migraciones de la Universidad Pontificia Comillas. Junto a él han intervenido Fabio Baggio, subsecretario de la Comisión Migrantes y Refugiados del Dicasterio para el Desarrollo del Servicio Humano Integral; Fernando Vidal, director del Instituto Universitario de la Familia; Sebastián Mora, exsecretario general de Cáritas Española; y Sergio Barciela, técnico de Cáritas Española.

Monseñor López Romero ha hablado de la labor de la Iglesia en Marruecos durante estos meses, un país, ha dicho, cuyo gobierno ha hecho «una gestión excelente» de la pandemia. «En las parroquias —ha detallado— hemos sido nosotros los que hemos acogido y asistido a los migrantes con alimentos, con dinero para pagar los alquileres, con ayuda para medicamentos… Hemos apagado algunos fuegos, pero no hemos podido hacer otras cosas porque nosotros mismos estábamos confinados. Hemos trabajado sobre todo con personas en situación de migración. El Gobierno sabe que trabajamos este campo y, por decirlo de alguna manera, nos ha dejado el campo libre».

El cardenal almeriense ha recordado una frase que subraya la conciencia de fraternidad universal que deben tener los cristianos: «Mi casa es el mundo, mi familia la humanidad». «El desafío —ha dicho— es extender esta mentalidad. Como Iglesia y como comunidad política deberíamos hacer todo el esfuerzo por entrar en este óptica, y no solo desde el punto el vista teórico, sino llevándolo a la realidad. Si consideramos que el mundo es la casa común y que todos son hermanos nuestros, a partir de ahí se pueden cambiar las cosas».

López Romero ha llamado a «superar los nacionalismos raquíticos, miopes y egoístas» y a tener una visión global y no centrada en nosotros mismos. Ha recordado asimismo que en Marruecos ha habido dos regularizaciones que han dado documentos para residir legalmente en el país a más de 50.000 migrantes.

El cardenal, que ha intervenido desde Rabat, ha reivindicado, por último, la labor del Papa Francisco. «Más de lo que ha hecho este Papa ya es casi imposible. No es solo lo que dice o lo que escribe. Fue a Lampedusa, ha visitado Lesbos, se ha traído a familias al Vaticano, ha creado un nuevo departamento… Antes eran las bases las que instaban a actuar a los de arriba, ahora es el de arriba, el Papa, el que nos insta constantemente a actuar a los de abajo».

Sebastián Mora: «Nuestra economía no está diseñada para vivir con lo básico, sino derrochando»

El exsecretario general de Cáritas, Sebastián Mora, ha enfatizado que el COVID está siendo un acelerador de las dinámicas de pobreza y exclusión ya existentes. «La población española tiene un riesgo en la tasa de pobreza y exclusión del 21%, y sin embargo, la población migrante procedente de terceros países lo tiene del 54,2%. Y estos datos son de antes del COVID».

Mora ha pedido que se reflexione sobre el modelo económico. «Estos meses de COVID nos hemos dado cuenta de que viviendo simplemente con lo necesario la economía se va al traste. Es curioso, el PIB ha caído un 15% simplemente porque hemos vivido con lo básico. Y la economía no está preparada para vivir con lo básico, sino para que vivamos de los deseos y derrochando un montón».

«En el campo migratorio —ha constatado también—, en estos meses el discurso público ha sido más o menos marginal. Ahora, sin embargo, ya está en el centro. En Lérida se está acusando a los migrantes de estar propagando [el virus], está ocurriendo con los temporeros en Lepe… Ahora mismo, hay ya dos colectivos en la picota: los jóvenes y los migrantes. ¿Quién tiene la culpa de que estemos así con los rebrotes? Los migrantes y los jóvenes», ha denunciado.

Fernando Vidal: «El asistencialismo siempre es una solución peligrosa»

Fernando Vidal, por su parte, se ha referido al peligro del asistencialismo que puede acarrear esta nueva crisis. «Las crisis —dijo— siempre legitiman el asistencialismo. La asistencia material siempre va a ser necesaria, pero el asistencialismo siempre es una solución peligrosa». El director del Instituto Universitario de la Familia ha hablado también de «la debilidad de nuestra sociedad civil» y de «la necesidad de refundarla», apelando también a la necesidad de «revitalizar las parroquias» antes de «la gran caída» en el descenso de fieles católicos que se avecina para los próximos años.

«La COVID —ha dicho el director del Instituto Universitario de la Familia— ha afectado a todo. Desde lo más íntimo en nosotros, hasta la deuda pública, la política, nuestra estructura productiva… Y por supuesto, a todos los aspectos la vida de los migrantes. Hemos visto la situación de las personas sin hogar, la mitad de las cuales son inmigrantes; la de los temporeros, que nos han dado de comer; la de las personas con viviendas precarias, con empleos vulnerables, las que sufren violencia doméstica, etc.».

Barciela: Más de 10.000 personas en infraviviendas en España

Sergio Barciela, por ultimo, ha planteado en un intervención una decena de retos de cara al futuro. Ha afirmado que en España hay ahora mismo más de 10.000 personas en infraviviendas, (sin agua, sin luz) y ha anticipado que en los próximos años la precariedad laboral se va a extender en empleos como los servicios domésticos, la hostelería, etc. El técnico de Cáritas Española ha recordado que la inmensa mayoría de las solicitudes de protección internacional que se presentan en España son denegadas y ha subrayado la necesidad de «repensar el marco de actuación con los menores migrantes».

Los participantes en este VI Foro de Migraciones han coincidido en destacar la importancia de los medios de comunicación (especialmente los de la Iglesia) para tener una correcta percepción del fenómeno migratorio, y ha pedido que se haga llegar a la opinión pública a través de ellos «lo que hacemos como Iglesia». Todos los intervinientes han tenido igualmente palabras de agradecimiento para el jesuita José Luis Pinilla, quien después de largos años al frente de la Comisión de Migraciones, cede el testigo en la misma a María Francisca Sánchez Vara.

Print Friendly, PDF & Email