Revista Ecclesia » El arzobispo Vives, presidente de la C.E. para el Clero y los Seminarios pide «promover la cultura vocacional»
Iglesia en España Última hora

El arzobispo Vives, presidente de la C.E. para el Clero y los Seminarios pide «promover la cultura vocacional»

La Comisión Episcopal para el Clero y Seminarios trasladó la fecha del Día del Seminario al 8 de diciembre para encomendar a la protección de la Inmaculada Concepción de la Virgen María a los futuros sacerdotes. El obispo de Urgell, el arzobispo Joan Enric Vives Sicilia, presidente de la comisión, asegura que esta jornada «es una nueva oportunidad para valorar la necesidad de promover, acompañar y discernir las vocaciones al ministerio. Ellos, como María, que nada le negó al Señor y fue toda de Dios, ofrecerán Jesucristo al mundo».

—El lema «Pastores misioneros» conecta con la percepción del sacerdocio por parte de la sociedad durante esta crisis sanitaria. ¿Es un buen momento para potenciar la vocación sacerdotal?
—Hay que promover una «cultura vocacional» dentro y fuera de la Iglesia, y estoy convencido de que la pandemia ha puesto de relieve muchas dedicaciones «esenciales» que en la sociedad pasaban desapercibidas, y entre ellas la misión sacerdotal. Ha habido tantos buenos ejemplos… Seguro que Dios tocará los corazones de muchos jóvenes generosos, para que pongan a Jesucristo como primer referente de sus vidas, y le quieran obedecer en lo que les pida, para que Él pueda seguir actuando. Nos tocará a nosotros estar atentos, acertar en la llamada y poner al descubierto lo mejor de la vocación sacerdotal para que escojan, sin miedos, el camino de la entrega a Dios de sus talentos y su juventud, para que Él los haga fructificar con su gracia. La generosidad de los actuales sacerdotes, la ejemplaridad humilde de tantos sacerdotes santos «de la puerta de al lado», de la parroquia o del pueblo de al lado, serán luz para la proyección de sus vidas.

—El Papa Francisco animó a los obispos a dar prioridad al discernimiento vocacional «para ayudar a los jóvenes a reconocer la voz de Dios entre las muchas que retumban en el corazón».
—Lo prioritario para un joven que se siente llamado al sacerdocio es que se sienta reconocido y amado para que consienta ser acompañado por la Iglesia. Después de una etapa muy personal de aceptación de esta llamada, proveniente de Dios, deberá hacer confianza en los que la Iglesia pone para ayudarle y tendrá que dejarse conducir. En edades de jóvenes o adultos esto es más difícil. Debemos ayudarle a comprender las conversiones y crecimientos, los desprendimientos y nuevos horizontes que debe ir asumiendo, unido a la alegría y la felicidad del Reino que el amigo del Esposo encontrará. Y todo ello, sin miedo, en la confianza y la transparencia, sabiendo que los acompañantes y los formadores, quizás también la familia, y los nuevos hermanos encontrados en el seminario, en el presbiterio y en la diócesis, vamos a estar cerca y le ayudaremos de forma incondicional, porque queremos ser signos del amor incondicional de Dios.

—En el curso 2019-20 había 1.128 seminaristas y han han iniciado el nuevo curso 208 más. ¿Uno de los retos es aumentar estas cifras en España?
—Es evidente que sí porque son necesarios para el servicio de las comunidades cristianas y para la vitalidad de las demás vocaciones en la Iglesia. Sin angustiarnos y quedar prisioneros del pasado, pero nos debería importar que muchos escuchen y respondan a la llamada del Amo de la mies. Debe ser una súplica incansable. La corresponsabilidad de consagrados y laicos es esencial, pero no basta. La vitalidad eclesial exige tener nuevos sacerdotes, pastores misioneros bien formados y con un compromiso totalizador de sus vidas, que amen su vocación y la sepan irradiar el amor cristiano. La CEE tiene el compromiso de promover la pastoral de las vocaciones y de abordar la puesta en marcha del Centro Nacional de Pastoral Vocacional para ayudar a las delegaciones diocesanas en esta prioridad de nuestra acción evangelizadora y pastoral.

Para seguir leyendo la entrevista regístrate en ECCLESIA y accederás de forma gratuita a nuestra revista en PDF

 

REGISTRARME

 



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa