Benedicto XVI

De Reino Unido a España pasando por Sicilia

Escrito por Jesús de las Heras Muela – Director de Ecclesia y Ecclesia Digital

Domingo, 26 de septiembre de 2010

Benedicto XVI continúa apostando por los viajes como uno de los principales instrumentos de su ministerio apostólico

Apenas concluida su hermosa y esperanzadora visita apostólica al Reino Unido de los días 16 al 19 de septiembre, la Santa Sede hizo público los itinerarios de los dos últimos y esperados viajes del Papa Benedicto XVI para este año 2010. Se trata de una jornada en la capital de la isla italiana de Sicilia, el domingo 3 de octubre; y del que será su segundo periplo a España, los días 6 y 7 de noviembre, con destino a Santiago de Compostela y a Barcelona.

 

También un Papa viajero

 

Mientras tanto, en ámbitos periodísticos, ya se especula con un posible viaje en 2011 a Irlanda –sería una visita sumamente significativa habida cuenta de la situación de la Iglesia católica irlandesa tras el conocimiento de casos de pederastia a cargo de eclesiásticos-, amén del viaje ya confirmado para agosto del año próximo a Madrid para la XXVI Jornada Mundial de la Juventud.

Cuando este viaje se produzca, del 18 al 21 de agosto de 2011, España se habrá convertido en el país más visitado por Benedicto XVI. En julio de 2006 ya vino a Valencia; ahora vendrá a Santiago y a Barcelona, de modo que serán tres las veces que en seis años y medio el actual Papa viaje a nuestra nación. Su antecesor, el Papa Juan Pablo II, viajó a España cinco veces, en 1982, en 1984, en 1989, en 1993 y en 2003.

 

Benedicto XVI, en los cinco años y medio que lleva de Papa, ha viajado a los cinco continentes: en Oceanía, Australia; en Asia, Israel, Palestina y Jordania; en África, Camerún y Angola; en América, Estados Unidos y Brasil; y en Europa, Alemania (dos veces), Polonia,  Turquía, Austria, Francia, República Checa, Malta, Portugal, Chipre y Reino Unido.

 

El  programa del viaje del Papa a Santiago y a Barcelona

 

La Santa Sede hizo público el viernes 24 de septiembre el itinerario concreto de esta visita apostólica, la décimo novena internacional de Benedicto XVI, quien será recibido en Santiago de Compostela por los Príncipes de Asturias a las once y media de la mañana del sábado día 6 de noviembre y quien se encontrará con los Reyes de España a las nueve y media de la mañana del domingo día 7, en Barcelona.

Treinta y una horas permanecerá en España Benedicto XVI en su próxima visita a Santiago de Compostela y a Barcelona. El programa del viaje papal arranca el sábado 6 de noviembre, a las 11:30 horas con la llegada de Benedicto XVI al aeropuerto de Lavacolla con la presencia de los Príncipes de Asturias y principales autoridades nacionales, regionales y locales. En el aeropuerto internacional de Santiago tendrá el primero de sus siete discursos en España. A las 13 horas el Santo Padre llegará en papamóvil a la catedral de Santiago, donde habrá un pequeño acto religioso y funcionará el botafumeiro. Por la tarde, en la plaza del Obradoiro habrá misa a las 16:30 horas para volar a Barcelona a las 19:15 horas.

En el palacio arzobispal de Santiago almorzará a las 13:45 horas acompañado de los cardenales españoles, Comité Ejecutivo de la CEE y séquito papal. En Barcelona se alojará en el palacio arzobispal y el domingo comerá, a las 13 horas, con los cardenales y obispos presentes en la visita apostólica y con el séquito papal.

El domingo 7 de noviembre, ya en Barcelona, se encontrará a las 9:30 horas con los Reyes de España. A las 10 horas es la misa de dedicación o consagración del templo de la Sagrada Familia de Barcelona, obra del siervo de Dios Antoni Gaudí. La misa concluirá a las 12 horas con el rezo del Ángelus en la fachada del Nacimiento de Jesucristo del citado templo. Por la tarde del domingo 7 de noviembre hay otros dos actos: a las cinco y cuarto, visita al Centro Niño Jesús de Barcelona, centro de acogida de niños con síndrome de Down y otras patologías y discapacidades. Asimismo a las cuatro y media de la tarde habrá una recepción de despedida oficial de la sede del arzobispado de Barcelona,  que podría ser quizás el momento del encuentro con el presidente del Gobierno español.

Por fin, la despedida oficial, será en el aeropuerto del Prat a las 18:30 horas, con la presencia de las máximas autoridades y discursos oficiales y salida del avión a las 19:15 horas, con llegada prevista a Roma 20:55 horas.

 Tanto en Santiago como en Barcelona, además de los actos públicos, Benedicto XVI recorrerá en Papamóvil amplias zonas de sendas ciudades, de modo que puede ser visto por un considerable número de personas. Asimismo las radios y televisiones públicas de ambas comunidades autónomas transmitirán en directo todos los actos y ofrecerán la señal para el resto de medios audiovisuales.

 

Lo qué ahora trae al Papa a España

 

Esta visita papal a España del próximo mes de noviembre no estaba inicialmente programada. Fue anunciada el pasado mes de marzo. Dos son las ocasiones centrales de la misma. La primera es participar, peregrino entre peregrinos, en el Año Santo Compostelano 2010, que está batiendo todos los récords imaginables de participación. “Peregrino de la fe, testigo de Cristo Resucitado”, palabras del mismo Benedicto XVI al confirmar su viaje a Compostela, es el lema oficial de la visita, que se completa con el lema elegido por la Xunta de Galicia, “Galicia, camiño do Papa”. Benedicto XVI, que está visitando los principales santuarios de la cristiandad, no podía dejar de acudir hasta la catedral compostelana, meta en este año jubilar jacobeo de unos ocho millones de personas.

 Ocasión central del viaje es asimismo la dedicación o consagración del templo de la Sagrada Familia de Barcelona. No concluido todavía en su totalidad –habrán de pasar todavía unos quince años más-, para estas fechas ya están completadas y cerradas las bóvedas de su nave central. A nadie se le escapa el significado de este emblemático templo barcelonés: es síntesis artística y creadora del fecundo poder entre la fe y la belleza del arte, es admirable obra de un arquitecto profunda y cabalmente católico y religioso –hace años que se abrió ya el proceso de canonización del arquitecto ideador del templo, Antoni Gaudi (1856-1926)- y está dedicado a la Sagrada Familia, toda una referencia en tiempos de crisis y amenazas sobre la institución familiar.

 

Revitalizar el alma cristiana de España

 

Aunando ambos destinos –Santiago y Barcelona-, Benedicto XVI aprovechará su viaje para revitalizar las raíces y la identidad cristiana de ambas ciudades y de lo que las dos significan. “Europa –escribió Goethe- nació peregrinando a Compostela”. El alma de Europa es, en efecto, cristiana y, en tiempos de secularismos y laicismos, bueno será reavivarla y revitalizarla.

 

Y lo mismo podemos decir de Barcelona, donde el Papa visitará además un centro benéfico que atiende a niños con síndrome de Down y con otras discapacidades, una visita en la que Benedicto XVI lanzará, sin duda, el mensaje del inmenso y sagrado valor de la vida humana desde su concepción hasta su ocaso natural.

 

Los viajes papales en Italia

 

Aunque con menor repercusión mediática, también revisten gran interés los viajes que el Papa realiza dentro de Italia. Con su visita a Palermo, la capital de la católica y siempre conflictiva Sicilia, Benedicto XVI habrá realizado veintidós visitas apostólicas dentro de Italia, sin incluir sus estancias estivales en las montañas del norte de Italia o en villa pontificia de Castelgandolfo, donde se halla este verano y comienzo de otoño hasta el 1 de octubre, precisamente.

 

Ha ido a ciudades grandes y pequeñas de las regiones de Puglia, Pescara, Véneto, Lombardia, Umbria, Las Marcas, Lazio, Campania, Liguria, Cerdeña, Abruzos –la desolada región por el terremoto de 2009, donde ha ido ya tres veces-, Piamonte y ahora Sicilia.

 

Entre estas visitas, el Papa ha estado venerando –el pasado 2 de mayo- la Sábana Santa de Turín y las reliquias de San Pío de Pietrelcina en el santuario de San Giovanni Rotondo, en junio del año pasado nada más comenzar el Año Sacerdotal. Ha recorrido los lugares de nacimiento de sus antecesores León XIII y Pablo VI. Ha peregrinado hasta Asís, Pavía, Montecasino y Bagnoregio siguiendo las huellas de San Francisco, San Agustín, San Benito y San Buenaventura, respectivamente, cuatro de los principales santos de su devoción e inspiración. Asimismo ha visitado algunos de los principales santuarios transálpinos como los de la Casa de María de Loreto,  el Cristo de Manopello, la Virgen del Rosario de Pompeya y Santa Rosa de Viterbo.

 

El domingo, a Palermo

 

Con ocasión de un encuentro regional de pastoral familiar y juvenil, Benedicto XVI se desplaza este domingo, día 3 de octubre, a la isla de Sicilia, bien reconocida por su belleza natural y artística, por su honda raigambre y vivencia católicas y también por su pobreza, marginalidad y conflictividad –recordemos que es la cuna de la Mafia-.

 

Benedicto XVI llega a Palermo a las nueve y cuarto de la mañana y parte de regreso hacia Roma a las siete y cuarto de la tarde. En esas diez horas, el Santo Padre pronuncia cinco discursos.

 

Los actos comienzan a las diez de la mañana con un saludo a la ciudadanía desde el Foro Itálico de Palermo. En este mismo lugar, a las diez y media de la mañana oficiará la Eucaristía, a cuya finalización rezará el Ángelus.

 

Tras almorzar con los obispos sicilianos en la sede del palacio arzobispal de Palermo, a las cinco de la tarde se encuentra con los sacerdotes, consagrados y seminaristas sicilianos en la catedral de Palermo, y después, a las dieciocho horas, con los jóvenes, en la plaza Politeama de Palermo

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email