Iglesia en España Nacional

Culminó el Sínodo Diocesano de Coria-Cáceres

Culminó el Sínodo Diocesano de Coria-Cáceres

Por Juan José Montes González

El pasado día 8, solemnidad de la Inmaculada Concepción, culminaba el Sínodo Diocesano que ha venido celebrando la diócesis de Coria-Cáceres. La clausura se ponía con la recepción y firma de las propuestas por parte del obispo, Monseñor Francisco Cerro, en la Eucaristía celebrada en la Catedral de Coria, en la que don Francisco estuvo acompañado por Monseñor Celso Morga, arzobispo de Mérida-Badajoz y Monseñor José Luis Retana, obispo de Plasencia. La celebración, a la que asistió también el pastor de la Iglesia Evangélica de Mérida y Miajadas, Mariano Arellano, pudo seguirse a través de la web de la diócesis y de la web creada para el Sínodo.

Monseñor Cerro señaló en su homilía tres claves: alegría, no tener miedo y creer en el Dios de lo imposible. En torno a la primera idea dijo que “toda la experiencia sinodal ha sido una llamada a la alegría, que ha brotado espontáneamente”. Sobre el segundo punto, reconoció que todos tenemos miedo “a una operación, a una mala noticia, pero el miedo no se supera, el miedo se atraviesa, porque ´tu vara y tu cayado me sosiegan´, porque contamos con la compañía de Jesucristo”. Aludió al lema de este Sínodo: “Caminamos juntos con Cristo para buscar, renovar y fortalecer la fe”, y añadió: “no tengamos miedo a poner en práctica las propuestas”. En relación al tercero de los puntos, creer en el Dios de lo imposible, don Francisco hizo una semblanza de San Pedro de Alcántara y Beato Spínola y cómo ellos creían y mostraban el Amor de Dios en sus obras.

El obispo de Coria-Cáceres culminó su homilía explicando que un Sínodo no es para “ponernos nerviosos, es dar continuidad a la Iglesia de Jesucristo siendo fieles”, y pidió que todos vivan unidos: consagrados, sacerdotes y laicos.

Para reforzar esa idea de caminar junto a Cristo, el obispo quiso que al finalizar la Eucaristía la diócesis se consagrase al Corazón de Cristo, como ya se hiciera al inicio de su episcopado.

En las ofrendas, junto al pan y al vino, las propuestas aprobadas fueron entregadas por manos del Secretario del Sínodo, don Jesús Moreno Ramos, al que don Francisco agradeció expresamente el trabajo realizado al inicio de la homilía, junto a toda la gente que ha trabajado en el mismo.

Al finalizar la Eucaristía el secretario canciller, don Antonio Chapado, leyó el acta que daba por concluido el Sínodo y el obispo, con los otros dos obispos de la provincia eclesiástica como testigos, procedió a firmar dicho acta de clausura de la Asamblea Sinodal, dando así por finalizado de forma oficial el Sínodo.

Las disposiciones y orientaciones pastorales marcarán el futuro de la diócesis y servirán para el desarrollo de los diversos planes pastorales.

Haciendo memoria

El Sínodo fue convocado por don Francisco Cerro el 16 de abril de 2014, en el transcurso de la Misa Crismal, con el lema: “Caminar juntos con Cristo para buscar, renovar y fortalecer la fe”. Posteriormente comenzaban los trabajos de los 325 grupos sinodales repartidos por toda la diócesis, integrados por 3.145 personas. De ellos salían los 271 sinodales, de ellos 200 laicos y 71 sacerdotes y consagrados.

Cuatro han sido los temas sobre los que se ha trabajado en todo este tiempo: el anuncio del Evangelio y la transmisión de la fe, el compromiso social y caritativo de la iglesia en la sociedad hoy, la formación y la participación de los laicos en la iglesia y en el mundo, y la organización pastoral de la diócesis.

Don Francisco Cerro ha pedido que los grupos se mantengan constituidos como grupos de reflexión.

Este es el decimocuarto sínodo diocesano celebrado en esa diócesis. La historia nos dice que el último se celebró hace 30 años, en 1987, convocado por don Jesús Domínguez. El primero fue en el año 1331.

Fotografía de don Francisco firmando las propuestas acompañado por el arzobispo de Mérida-Badajoz y el obispo de Plasencia

Print Friendly, PDF & Email

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.