editorial_ecclesia
Opinión

Cristianos y excarcelación de presos – editorial Ecclesia

Monseñor José Ignacio Munilla, obispo de San Sebastián, abordó en la homilía de la fiesta de la Virgen de Aránzazu, el 9 de septiembre, la polémica suscitada este verano a propósito de la excarcelación por graves razones de salud –enfermedades incurables o terminales– de presos etarras. Sin demagogia de ningún género y desde el Evangelio, el prelado recordó principios esenciales e imprescindibles para una valoración cristiana de una situación tan delicada como esta.

En sustancia, monseñor Munilla realizó cinco grandes afirmaciones, que se han de leer todas y en su conjunto. Así, denunció la manipulación política del principio humanitario de la excarcelación por las citadas razones, cuya negación indiferenciada «no sería aceptable». El obispo donostiarra volvió a reclamar de los presos la condena y el arrepentimiento por sus tan nefandos crímenes. Y tras reconocer que «tenemos todavía un gran déficit en el acompañamiento a las víctimas del terrorismo, que sufren las consecuencias del horror que padecieron», fue al fondo de la cuestión con esta interpeladora pregunta: «¿Son conformes con el sentir cristiano y con la misma ética determinadas expresiones del siguiente tenor: “¡Que se mueran en la cárcel, que se lo tienen bien merecido!”?…».

Y es que es el Evangelio –y no líderes políticos, sociales o mediáticos o la venganza– quien debe guiarnos a los cristianos en todos los aspectos, ámbitos y circunstancias de la vida. Y la Palabra de Dios, como recordó en su homilía el obispo, pide que «no te dejes vencer por el mal; antes bien, vence al mal con el bien» (Rm 12, 21).

Regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

REGISTRARME

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.