Revista Ecclesia » ¿Cristianos, judíos y musulmanes rezando bajo un mismo techo?
¿Cristianos, judíos y musulmanes rezando bajo un mismo techo?
El rabino Andreas Nachama, el pastor Gregor Hohberg y el imán Kadir Sanci, con el presidente del Bundestag y el alcalde de Berlín, en la colocación de la primera piedra, hoy 27 de mayo, en Berlín, del centro interreligioso House of One / EFE
Internacional Última hora

¿Cristianos, judíos y musulmanes rezando bajo un mismo techo?

Sí. Es posible. No es un sueño. Es lo que pretenden en Alemania los promotores de la House of One, un centro interreligioso que verá la luz en Berlín dentro de cuatro año y cuya primera piedra ha sido colocada hoy jueves, 27 de mayo, bajo la atenta mirada del presidente del Parlamento, Wolfgang Schäuble, y el alcalde de la capital, Michael Mueller.

Cuando esté concluido, cristianos, judíos y musulmanes no rezarán juntos, unos al lado de los otros, pero sí bajo un mismo techo, porque la House of One albergará una iglesia, una sinagoga y una mezquita en torno a un espacio central de encuentro.

El edificio se va a levantar sobre los cimientos de la iglesia protestante de San Pedro, situada en la «Isla de los Museos», en el corazón de la ciudad, un templo que fue destruido por las bombas de la Segunda Guerra Mundial. El centro interreligioso será una construcción de inspiración cubista de más de 40 metros de altura y ha sido diseñado por el estudio de arquitectura Kuehn-Malvezzi. Su coste asciende a 47 millones de euros, que van a ser aportados por el Estado, la ciudad de Berlín y particulares.

Aspecto que tendrá el centro interreligioso cuando se concluya en 2025, según el estudio de arquitectura Kuehn-Malvezzi.

Un proyecto de hace diez años

La iniciativa comenzó a gestarse hace más de diez años. Y desde entonces, judíos, cristianos, musulmanes, y otras personas de fe pero también ateos, han estado en conversaciones para evaluar su viabilidad. «A fuerza de discutir, nos hemos convertido en hermanos», ha dicho el rabino Andreas Nachama, uno de sus promotores junto al imán Kadir Sanci y al pastor protestante Gregor Hohberg.

Este último subraya lo importante que resulta hoy que las religiones puedan dar testimonio de paz y fraternidad. «El proyecto —ha declarado a los medios públicos germanos— demuestra cuán importante es dialogar, que se intente comprender a quien tiene otra apariencia, proviene de otra parte o tiene otra fe; que se busque el diálogo precisamente con esas personas, para establecer una relación y conocer el otro con respeto».

«Somos amigos —añade— y nuestro empeño es que un imán, un rabino y un sacerdote estén unidos, codo con codo».

La House of One tendrá lugares separados de culto, pero también un espacio común para reuniones, oraciones interreligiosas y celebraciones comunes. La fe no debe separar, sino unir a los creyentes en el único Dios. De modo que siempre que en el mundo se cometa una agresión en nombre de la religión, ya sea el ataque a una mezquita, un acto de antisemitismo, o un atentado anticristiano, la institución no se quedará callada. Voces unidas, por tanto, en favor de la fraternidad y contra el fanatismo que manipula la religión, como pide el Papa Francisco.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa