Revista Ecclesia » Corpus Christi: celebrar, adorar y amar, por Eusebio Hernández Sola, obispo de Tarazona
eusebio hernandez
Iglesia en España

Corpus Christi: celebrar, adorar y amar, por Eusebio Hernández Sola, obispo de Tarazona

Corpus Christi: celebrar, adorar y amar, por Eusebio Hernández Sola, obispo de Tarazona

Queridos hermanos y amigos: Celebramos en este domingo la solemnidad del Santísimo Cuerpo y Sangre de Cristo. Esta celebración es como un eco que prolonga las recientes fiestas pascuales. El pueblo cristiano ha sabido reconocer en esta fiesta el gozo y la alegría de la presencia de quien se ha quedado con nosotros para siempre y nos acompaña en el camino de nuestra vida.

Hoy somos invitados a la contemplación y a la adoración de Cristo al que celebramos en la Eucaristía y acompañamos por las calles de nuestras ciudades y pueblos, incluso el más pequeño.

La diócesis de Tarazona ha mantenido siempre un gran espiritualidad eucarística. Prueba de ello son las parroquias que dedican un tiempo de adoración a lo largo de la semana o, incluso, diariamente. Es importante destacar los milagros eucarísticos, llamados Santísimos Misterios, que con tanto amor adoran los pueblos de Aniñón y Cimballa. No podemos olvidar a San Pascual Bailón nacido en nuestra diócesis (Torrehermosa) y patrón de las Asociaciones y Congresos Eucarísticos.

 

Adoración Nocturna

En este día centrado en la Eucaristía, quiero recordar hoy a la asociación eucarística presente en nuestra diócesis la Adoración Nocturna Española en sus secciones masculina y femenina. Más de 250 adoradores una vez al mes se reúnen en distintas parroquias de la diócesis por la noche, para celebrar la Eucaristía, rezar y adorar al Santísimo, sacramento de piedad, signo de unidad y vínculo de caridad.

Nueve secciones adoradoras en las parroquias de Tarazona, Novallas, Borja, Mallén, Ricla, Brea, Illueca, Jarque y Calatayud, continúan noche tras noche una vez al mes, algunas desde hace más de cien años, dando culto y adoración al Señor presente en el Santísimo Sacramento. A ellos nuestro agradecimiento, pues a favor de toda la diócesis elevan sus oraciones y su adoración.

Animo a todos los adoradores nocturnos de la diócesis a que sigan entregando su tiempo a la adoración, sabiendo que el fruto que se obtiene es muy abundante. Que en las parroquias donde exista la Adoración Nocturna se estimule a los fieles a que participen en estas vigilias y que en las parroquias donde no existan, en la medida de lo posible, se constituya alguna nueva.

 

Día nacional de la caridad

En este domingo del Corpus celebramos también algo que está intrínsecamente unido a la celebración de la Eucaristía: la caridad.

Es una contradicción comulgar con Cristo en la más recogida intimidad, y no preocuparnos de comulgar con los hermanos; compartir el pan eucarístico, e ignorar el hambre de millones de seres humanos privados de pan, justicia y paz; celebrar el “sacramento del amor”, y no revisar nuestros egoísmos individuales y colectivos o nuestra apatía ante situaciones de injusticia y olvido de los más desvalidos; escuchar la Palabra de Dios en las Escrituras, y no oír los gritos de sus hijos más necesitados; darnos todos los domingos el abrazo de paz, y no trabajar por hacerla realidad entre nosotros

Los que nos alimentamos del pan y el vino que ofrecemos hemos de ser constructores de comunidad y familia, creadores de unión y nunca de división, conscientes de que el Cuerpo glorioso de Cristo lo formaremos toda la humanidad renovada en la que Cristo es la cabeza. Cada creyente, que participa de la eucaristía, ha de ser, como Cristo, pan que se parte y se reparte para bien y provecho de todos; vino capaz de generar alegría y esperanza, signo de la Nueva Alianza.

 

Año de la fe y adoración a Cristo junto a toda la Iglesia

En la tarde de este día nos uniremos en la Catedral de Tarazona al Papa y a toda la Iglesia en adoración a Cristo en la Eucaristía. El papa Francisco nos invita a que a las 5 de la tarde todos los miembros de la Iglesia nos unamos para que en este Año de la Fe adoremos al Señor en la Eucaristía, en todas las catedrales del mundo y en distintas iglesias. Es éste uno de los grandes acontecimientos de este año y que producirá una gran fruto. Uníos espiritualmente a esta adoración si no lo podéis hacer viniendo a la Catedral.

Con todo afecto os saludo y bendigo.

 

+ Eusebio Hernández Sola, OAR

Obispo de Tarazona



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa