Revista Ecclesia » Cáritas Ourense con los refugiados
Iglesia en España

Cáritas Ourense con los refugiados

CÁRITAS DIOCESANA DE OURENSE PONE A DISPOSICIÓN SUS PROGRAMAS DE ACOGIDA Y ATENCIÓN A LAS PERSONAS QUE BUSCAN REFUGIO

Ante la grave situación de miles de familias del Oriente Próximo, especialmente, de las que huyen de la guerra de Siria, y secundando la llamada del Papa Francisco, el Obispo de la Diócesis, D. José Leonardo Lemos Montanet ha instado a toda la comunidad diocesana a poner los medios necesarios para acoger a estas personas, especialmente a los servicios de Cáritas.

Cáritas Diocesana de Ourense cuenta para dar respuesta a estas situaciones de emergencia con plazas en sus recursos de acogida, y con un dispositivo de atención a las personas, centrado en la cobertura de necesidades básicas, en actividades de promoción e integración sociolaboral, y en el asesoramiento necesario.

Se coordinará como es habitual con todas las parroquias y comunidades religiosas, así como con las demás entidades de iniciativa social, y todas las administraciones públicas.

Cáritas Diocesana de Ourense recuerda que este año 2015 la situación de varios conflictos bélicos, y la vulneración de los derechos humanos en el Medio Oriente, Asia y África ha ocasionado un marcado aumento en el flujo de migrantes a la Unión Europea a través de los Balcanes Occidentales, ruta de Turquía, Grecia, Macedonia y Serbia. Esta situación no es nueva, ya que los conflictos en Siria, e Irak, llevan ya desarrollándose desde hace varios años. Por ello, la acción global de atención a las personas afectadas por conflictos bélicos se coordina a través de Cáritas Internationalis, y a través del programa de cooperación internacional de Cáritas Española.

 



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cada semana, en tu casa