Revista Ecclesia » Cardenal Osoro: «San Isidro fue un hombre como los demás»
Destacada Iglesia en España Última hora

Cardenal Osoro: «San Isidro fue un hombre como los demás»

«San Isidro fue un amigo entrañable del Señor en la vida diaria de familia y trabajo». El cardenal Carlos Osoro, arzobispo de Madrid, define así en su carta semanal al santo patrón de la ciudad de Madrid, cuya fiesta se celebra este sábado, 15 de mayo. Un «hombre como los demás» que «abrió las puertas de su vida y de su familia de par en par a Jesucristo» y que hizo de esa familia «y de su trabajo un testimonio elocuente de una fe vivida en lo cotidiano y escondido».

Tres son las huellas que quedan en Madrid del santo patrón, detalla el arzobispo: «La oración, su cercanía a todas las gentes sin distinción y su amor por la justicia y la misericordia». Y una, su herencia: «La familia cristiana vivida como lo que es, una Iglesia doméstica en la que crece el amor de Dios».

Los santos, recuerda el cardenal Osoro, «son hombres como nosotros» con una «única diferencia»: «supieron acoger el amor de Dios y dedicaron su vida a entregar ese amor a los demás». Por eso, «ser santo no es un privilegio de unos pocos, tú también puedes serlo», y anima el purpurado a «acoger el mensaje de san Isidro: “Fíate del Señor”», quien «quita el miedo a ir a contracorriente» y «nunca defrauda».

En el pueblo de Madrid, «¿qué huellas han quedado después de tantos siglos? Sin lugar a dudas han sido tres: la oración, su cercanía a todas las gentes sin distinción y su amor por la justicia y la misericordia. Los testimonios históricos que poseemos nos dicen que san Isidro tenía tiempo para la oración, para hablar con Dios, para comunicarse con Él». Era una prioridad en su vida personal y en su vida familiar. Una tarea diaria tan esencial que nunca la olvidó. «Para san Isidro, comunicarse con Dios, escucharlo, era imprescindible; tenía tiempos y momentos precisos y señalados para orar».

Por otra parte, se sentía impulsado a vivir en la cercanía a las gentes de su tiempo y del lugar; «él no era un hombre separado del pueblo, buscaba a sus vecinos, nunca se escondió de nadie y a todos hacía llegar la experiencia de Aquel en quien creía. Y también vivió con un amor singular por la justicia y la misericordia que siempre van unidas, pues no podemos hallar la una sin la otra».

¿Cuáles son las tres claves de san Isidro?

En su carta, el cardenal da tres claves para que los madrileños acojan el mensaje de su patrón en su día a día:

  • Ser santo no es un privilegio de unos pocos, tú también puedes serlo. Esto quiere decir que asumes tener un rostro, el de Jesucristo, que vive no para sí mismo sino para los demás, sean quienes sean, pues somos hermanos todos. ¿No crees que estas presencias urgen en nuestra sociedad?
  • Pregunta a quienes encuentres por el camino: ¿sabes lo que significa en tu vida estar bautizado? Ni pierdas tú ni hagas perder a nadie esta herencia que da el Bautismo, el privilegio de ser santos, hijos de Dios. Piensa que una sociedad cambia con hombres y mujeres que hacen presente a Dios. ¡Cuántas personas adultas encuentro en Madrid que me piden el Bautismo! Doy gracias a Dios.
  • Acoge el mensaje de san Isidro, que nos dice: «Fíate del Señor». Él nunca defrauda, no decepciona, es un buen amigo y consejero, quita el miedo a ir a contracorriente. Siente la urgencia de ser signo visible del amor mismo de Dios, como esposo o esposa, como hijo, como padre, como amigo, como trabajador, y siempre en comunión con Él y al servicio de los hermanos.

Madrid celebra a su patrón

El cardenal Osoro presidirá en la colegiata dos misas solemnes en honor al patrono de Madrid, a las 11:00 y a las 12:30 horas, animadas por el Grupo Alborada a la que asistirán también autoridades civiles. Por la tarde, a las 20:00 horas, se podrá asistir a un lucernario mozárabe con adoración al Santísimo. A su término, las imágenes de san Isidro Labrador y santa María de la Cabeza serán llevadas en procesión por el interior del templo.

La Cuadra de San Isidro (Pretil de Santisteban, 3) permanecerá abierta en esta jornada en horario de 9:00 a 14:00 y de 16:30 a 21:00 horas. Además, habrá Eucaristías a las 13:00 y a las 17:00 horas.

También en la ermita del Santo se celebrarán Misas en honor a su titular a las 8:00, 9:00, 10:00 y 11:00 horas,  aunque el aforo será muy reducido. El cardenal Osoro se acercará a última hora de la mañana a rezar al santo en nombre de todos los madrileños, y tendrá un gesto con la bendición del agua.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa