Santa Sede

Benedicto XVI recibe al cuerpo de la gendarmería y de los bomberos del Vaticano

Benedicto XVI bomberos

El Santo Padre recibió el sábado 12 de enero en audiencia en la Sala Clementina al Cuerpo de la Gendarmería y al Cuerpo de Bomberos del Estado de la Ciudad del Vaticano. Después del saludo a cargo del Director de la Dirección de los Servicios de Seguridad y Protección Civil, Domenico Giani, Benedicto XVI pronunció un breve discurso.

“Esta ocasión -ha dicho el Papa- me brinda la oportunidad de expresaros (…) mi estima, mi vivo aliento y, sobre todo, mi profundo agradecimiento por el generoso trabajo que desempeñáis con discreción, competencia y eficiencia y, no sin sacrificio. Casi cada día me encuentro con alguno de vosotros en los diversos puestos de servicio y constato personalmente vuestra profesionalidad a la hora de colaborar y garantizar la vigilancia del Papa, como también el orden y la seguridad necesarios para cuantos residen en este Estado o de los que toman parte en las ceremonias y encuentros que tienen lugar en el Vaticano”.

El Cuerpo de la Gendarmería, ha recordado el pontífice, está llamado a desempeñar entre sus diversas tareas la de “acoger con cortesía y amabilidad a los peregrinos y visitantes del Vaticano que llegan desde Roma, desde Italia y desde todos los rincones del mundo. Esta obra de vigilancia y de control, que desempeñáis con diligencia y solicitud, es ciertamente considerable y delicada; requiere, a veces, no poca paciencia, perseverancia y disponibilidad a la escucha. Se trata de un servicio muy útil para el tranquilo y seguro desarrollo de la vida cotidiana y de las manifestaciones religiosas del Vaticano”.

El Papa ha exhortado a los gendarmes y bomberos a ver en cada peregrino y en cada visitante “ el rostro de un hermano que Dios ha puesto en vuestro camino” y, por lo tanto a “acogerlo con gentileza, sintiendo que es parte de la gran familia humana”. “Vuestra actividad – ha subrayado- será tanto más eficaz para la Santa Sede y enriquecedora para vosotros, cuanto más se desenvuelva en un contexto de serenidad y armonía. Para ello es necesario que los gendarmes que garantizan desde hace mucho tiempo su servicio dentro del Cuerpo y los responsables del mando, favorezcan, cada vez más, relaciones de confianza que puedan sostener y alentar a todos los miembros de la Gendarmería Vaticana, incluso en los momentos difíciles”.

“Vuestra presencia peculiar en el corazón de la cristiandad, donde muchedumbres y fieles acuden constantemente para encontrar al sucesor de Pedro y para visitar las tumbas de los apóstoles, suscite siempre en cada uno de vosotros, el propósito de intensificar la dimensión espiritual de la vida, así como el compromiso de profundizar vuestra fe cristiana, atestiguándola valerosamente en todos los ambientes con la coherencia de la vida”, han sido las palabras del Santo Padre.

 

Ciudad del Vaticano, 11 de enero de 2013 (VIS).-

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email