Revista Ecclesia » «Armonía y perdón entre los vecinos de Aguilar de la Frontera» ante la retirada de la Cruz de las Descalzas
Iglesia en España Noticias Última hora

«Armonía y perdón entre los vecinos de Aguilar de la Frontera» ante la retirada de la Cruz de las Descalzas

La mañana del pasado 19 de enero, operarios del ayuntamiento de Aguilar de la Frontera, procedieron a la retirada de la Cruz del Llanito de las Descalzas, ubicada frente a la parroquia Nuestra Señora del Carmen.

Tal y como recoge la diócesis de Córdoba, el ayuntamiento no ha permitido alegaciones al expediente, lo que supuso que los técnicos del municipio cortaran la base de la cruz y la trasladaran en grúa al vertedero de Moriles, a 10 kilómetros de Aguilar de la Frontera.

Pablo Lora, párroco de la localidad, se dirigió a los feligreses en una carta donde explica que las decisiones municipales a este respecto «suponen un atropello a la fe, ya que la Cruz, ahora profanada, estaba desprovista de todo contenido político desde hacía más de treinta años». Para Lora, «el pueblo ha crecido en torno a la Cruz como signo de amor y entrega, perdón y misericordia». Y se lamenta, dice el sacerdote, de la privación que supone «para las próximas generaciones del precioso símbolo religioso que nos ayuda a construir un mundo mejor».

La misiva, que tiene por nombre «Sigamos a Jesucristo, y sigámosle con decisión» abría recordando la visita episcopal de Demetrio Fernández, obispo de Córdoba, quien presidió la Eucaristía dominical de esta semana animando en su homilía a a conocer cada día mejor a Jesucristo y tratar de imitarlo en todo.

Es en esta misma línea, siguiendo la fraternidad universal de la que habla el Papa Francisco en Fratelli tutti, el párroco de Nuestra Señora del Carmen, ha querido «fomentar la armonía y el perdón entre todos los vecinos de Aguilar. Siento con mis feligreses el dolor inmenso por el daño causado a la libertad religiosa: la Cruz es símbolo, representación y cimiento de nuestra sociedad de derecho». Sin embargo, dice Pablo Lora,  «vivir con odio, resentimiento, rencor o presos de la crítica, como estamos viviendo estos últimos días, no trae nada bueno y  saca lo peor de nosotros, mientras nos hace vivir en una sociedad agria que nos aleja de la comunión y la prosperidad».

Cerca de concluir la  Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos, el párroco se ha despedido en su carta haciendo una llamado a la oración y agradeciendo de forma especial a las madres Carmelitas Descalzas e Hijas de Cristo Rey presentes en Aguilar de la Frontera por ser, en palabras de Lora, «un verdadero pulmón espiritual para nuestro pueblo»



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa