Noticias

Argüello sobre la eutanasia: «Provocar la muerte de manera activa nunca es una buena solución»

El obispo auxiliar de Valladolid y secretario general de la Conferencia Episcopal Española, Luis Argüello, ha defendido los cuidados paliativos como alternativa a la eutanasia. Rechaza esta práctica apelando a «la radical dignidad de la vida humana en todo momento y toda circunstancia». En un foro informativo del Norte de Castilla, Argüello ha insistido en que: «provocar la muerte de manera activa nunca es una buena solución».

Por eso, el secretario general ha puesto los cuidados paliativos como forma de hacer frente a las enfermedades incurables y ha rechazado la eutanasia, cuya regulación llega al Congreso con una proposición de ley del PSOE. Es la tercera vez en la historia de la democracia que se propone esta ley. «La Conferencia Episcopal publicó un documento hace unos meses hablando de cuidados paliativos y cómo la llamada que las enfermedades incurables e incluso que el propio sufrimiento puede hacer a la ternura, la compasión, la cercanía, al amor; nunca a provocar directamente la muerte», ha concluido.

La atención paliativa es una alternativa digna, y lo demuestra por ejemplo, el documento al que ha apelado Luis Argüello titulado «Sembradores de esperanza. Acoger, proteger y acompañar en la etapa final de esta vida», en el que la Subcomisión Episcopal para la Familia y Defensa de la Vida ha querido alcanzar tres objetivos:  «Sembrar esperanza en los últimos compases de la vida», «iluminar la tarea de los profesionales de la salud» y enfocar el servicio médico en la dignidad de la persona. Ha recordado que «la relación entre el enfermo y los profesionales de la salud, se fundamenta en la confianza».

Print Friendly, PDF & Email