Revista Ecclesia » Ante el viaje del Papa Francisco a Corea (11): Una Iglesia laical y martirial
sello
Especiales Ecclesia

Ante el viaje del Papa Francisco a Corea (11): Una Iglesia laical y martirial

Ante el viaje del Papa Francisco a Corea (11): Una Iglesia laical y martirial

La Iglesia en Corea no nace de la predicación de los misioneros que vienen del exterior, sino que nace de los laicos que escuchan hablar y se interesan en la búsqueda de la verdad y salen a buscar y reciben informaciones fundamentales sobre la fe cristiana y católica en China.

Encuentran ahí los resultados de la predicación de Matteo Ricci y de los jesuitas que habían ido a China, que habían producido una literatura de formación cristiana. Los coreanos escuchan hablar de esto, van a buscar ahí los textos de referencia y luego estudian estos textos.

La fe cristiana – ha recordado el padre Lombardi – nace en un modo muy original de esta búsqueda de la verdad conducida por círculos, en especial por un circulo de sabios, de jóvenes laicos que buscan profundizar este mensaje y luego se hacen cristianos, enviando además a uno de ellos a Pekín para bautizarse. Es un desarrollo muy original de la Iglesia en Corea.

Además el padre Lombardi ha recordado que la historia de la Iglesia en Corea es una historia de terrible e impresionante martirio, porque por mucho tiempo – por más de un siglo – los cristianos, los católicos han sido martirizados porque eran considerados como opositores, no coherentes con el sistema social y cultural de Corea de aquel tiempo.

Es una historia de miles y miles de mártires. Concluyendo ha dicho el padre Lombardi, la historia de la Iglesia en Corea ha tenido dos características que se tienen que considerar: un inicio laical y el martirio.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cada semana, en tu casa