Revista Ecclesia » Amadeo Rodríguez Magro, administrador apostólico de Jaén: «Acoged con afecto y sentido eclesial al nuevo pastor»
Iglesia en España Última hora

Amadeo Rodríguez Magro, administrador apostólico de Jaén: «Acoged con afecto y sentido eclesial al nuevo pastor»

«Acojan con afecto y, sobre todo, con sentido eclesial al Pastor que a partir de ahora va a presidir y animar el camino de fe de este pueblo». Con esta invitación «que es en definitiva una obviedad» ha acogido el ahora administrador apostólico de Jaén, Amadeo Rodríguez Magro, el nombramiento del nuevo obispo.

«Es una obviedad porque yo soy testigo de la calidez del pueblo jiennense, en la acogida que ahora pido para el que será mi sucesor Sebastián Chico Martínez. Lo que yo he experimentado y siento día a día, es lo que os pido para el obispo que, el Santo Padre, acaba de regalarnos», ha expresado el prelado en una rueda de prensa.

Un obispo joven

Rodríguez Magro, que presentó su renuncia al Papa Francisco el pasado mes de marzo cuando cumplió los 75 años de edad, ha destacado «que llega un obispo joven, tiene 53 años, y, por tanto, no tiene una fecha cercana de jubilación, cosa que no me sucedió a mí, que vine con 70 años».

Desde este momento, le ha expresado,«este pueblo cristiano, del Santo Reino de Jaén, es cálido en afecto y acoge con ilusión y esperanza a su Pastor».

Sabe que su fuerza y su éxito pastoral, «además de la confianza en el Espíritu y de la presencia santificadora del Señor en medio de los que compartimos fe y vida, está también en la cálida y activa comunión de la Iglesia. Por eso, la fuerza pastoral y misionera de obispo será también la de todos nosotros».

Iglesia en salida

El obispo no puede vivir su misión de pastor de la Iglesia «sin que los laicos, mayoría del Pueblo de Dios, cristianos en la calle, que representan, cada cual en su ambiente, a la Iglesia en salida, le acompañen activamente en su ministerio».

Tampoco lo podría hacer «sin la variedad, riqueza y belleza de los carismas que muestran en su vida y en sus acciones los consagrados y consagradas, que tienen presencia entre nosotros», ha expuesto el pastor.

En este momento, en el que la Iglesia está en camino, «el nuevo pastor se va a incorporar como nuestro guía en una Iglesia en “sinodalidad”. Este hecho, el de un cambio de pastor, nos hará ver mejor lo que es la Iglesia, como misterio de comunión, para la evangelización: un sucesor de los apóstoles sucede a otro y la Iglesia de Jaén sigue adelante en su camino, porque lo que importa es el servicio y no la persona», ha concluido el obispo.



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Cada semana, en tu casa