Revista Ecclesia » Al Cristo de la Cruz a Cuestas, por Francisco Vaquerizo
pasiondecristo2
Especiales Ecclesia

Al Cristo de la Cruz a Cuestas, por Francisco Vaquerizo

Un camino de cruz es nuestra vida
porque el Señor ha puesto nuestra gloria
en una Cruz,
o en un ramo de cruces,
ya que, a veces,
tampoco vienen solas,
vienen arracimadas.
Y es muy duro
aguantar tanto peso sin hundirnos,
sufrir tanto dolor sin que nos deje
malheridos, exhaustos,
seguir
subiendo, cuando ya las fuerzas
se nos han escapado.

Hasta que, de repente, nos miramos en Ti,
contemplamos tu esfuerzo y tu congoja
y todo cambia, todo es diferente
aunque sea lo mismo,
porque la gracia de tu Cruz divina,
oh Señor Jesucristo de las Cruces a Cuestas,
da a nuestras cruces un sentido nuevo,
perspectivas inéditas,
perfiles diferentes,
y otro cariz, otro aire, otra carencia.

(Ocurre que, al rebujo
de la sagrada Cruz de Jesucristo,
las nuestras ya no son insoportables,
ya casi ni son cruces,
sino escalones por los que ascendemos
a la cima del gozo sempiterno).



O si lo prefieres, regístrate en ECCLESIA para acceder de forma gratuita a nuestra revista en PDF

HAZME DE ECCLESIA

Añadir comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cada semana, en tu casa