Internacional

A una misionera italiana, tras 40 años en la India, se le deniega el visado

India “deportará” a una misionera que lleva 40 años ayudando a los leprosos

A una religiosa italiana que ha estado asistiendo a leprosos en la India durante más de cuatro décadas se le ha negado el visado y tendrá que abandonar el país. El visado de la hermana Bertilla Capra expiraba en noviembre y, desde entonces, se le ha negado su renovación, informaba UCANews.

Los funcionarios le dijeron a la hermana Bertilla, que pertenece a la Congregación de las Misioneras de la Inmaculada, que el formato de solicitud del visado ha cambiado y que tendría que utilizar el nuevo formato.

Desde que llegara por primera vez a la India, en 1970, la hermana sólo ha tenido que renovar su visado cada cinco años. Desde 2010, las leyes cambiaron, de manera que ha tenido que renovarlo cada año.

La hermana Bertilla es la directora del Vilmala Dermatological Center, dedicado a la rehabilitación de leprosos de la zona de Bombay, y nunca antes había tenido problemas con su visado.

“Si no consigo el visado, no tendré otra opción que irme”, decía la religiosa. “Estoy muy unida al lugar y a la gente de aquí. No tengo la opción de ir a otro país y sumarme a otra misión. No es fácil para mí moverme”.

El portavoz de la archidiócesis de Bombay, el padre Nigel Barret, declaraba que la hermana ha cumplido las instrucciones que le han dado las autoridades, pero le ha resultado imposible presentar todos los papeles. “No es una deportación directa, pero sí de modo indirecto”, añadía. La hermana Bertilla explicaba que religiosas de su congregación en Nueva Delhi están intentando hablar con los funcionarios para resolver el tema.

Fuentes del Ministerio de Asuntos Exteriores indio informaron a UCANews que las normas que regulan los visados cambian de tiempo en tiempo, dependiendo de la seguridad y de otros temas relacionados. Pero no hay una razón específica para poder denegar visados a quienes lo soliciten.

Esta negativa de visado ha ocurrido en medio de las acusaciones a los partidos en el poder en el estado de Maharashtra, el pro-hindú Bharatiya Janata y el Shvi Sena, de estar creando un clima de intolerancia en contra de las religiones minoritarias de la India.

A Aamir Khan, un popular actor musulmán, se le obligó a retirarse de una campaña para atraer a turistas extranjeros a la India, campaña de la que era el responsable, porque había criticado al país por ser intolerante hacia cristianos y musulmanes. El Estado de Maharashtra ha prohibido también que se mate a las vacas y que se venda y consuma carne de ternera. Las vacas son veneradas por la mayoría de los hindúes, que constituyen el 80% de los 1.200 millones de habitantes de la India.

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Print Friendly, PDF & Email